¿Qué son y cómo funcionan los fondos alternativos?

¿Qué son y cómo funcionan los fondos alternativos?

Para entender el mundo de las inversiones es importante tener un panorama completo y saber cuáles son todas las opciones para invertir. Además de la inversión tradicional (bonos, acciones, etc.) existen los fondos alternativos. En el siguiente articulo te contaremos qué son y cómo funcionan los fondos alternativos.

¿Qué son y cómo funcionan los fondos alternativos?

 

 

Fondos alternativos: ¿Qué son?

Las inversiones alternativas son aquellas cuyos activos son difíciles de cuantificar, poseen poca liquidez y su valuación comercial es compleja. Se conoce como todo lo alternativo a activos tradicionales como por ejemplo inversiones en deudas, estampillas,  infraestructura, inmobiliario, acciones en empresas, colecciones de arte, entre otros.

Estos fondos alternativos también son conocidos como hedge funds, fondos de inversión libre o fondo de cobertura. Son productos financieros que se desvinculan del entorno de mercado y buscan obtener una rentabilidad positiva.

Así mismo, se caracterizan por brindar seguridad y bajo riesgo por  ser fondos de inversión muy especializados, con estrategias de cobertura que intentan dar rentabilidad absoluta. No se rigen por la fluctuación del mercado tradicional. Sin embargo, algunas de estas inversiones no convencionales tienen un elevado riesgo pero con alta rentabilidad.

Normalmente, estos fondos alternativos están dirigidos a inversores con experiencia ya que el aporte inicial es de gran valor y tiene una iliquidez de entre 8 a 10 años.

 

Fondos alternativos: ¿Cómo funcionan?

Los fondos alternativos funcionan en teoría como cualquier otro fondo de inversión: varios participantes colocan su inversión en una cartera que suele ser más flexible (y por tanto más riesgosa) que las de los fondos tradicionales, y que tienen un plazo determinado.

Una vez iniciado el período de inversiones, los participantes deben tener un tiempo mínimo de permanencia en el fondo antes de hacer el rescate de su capital, en caso de que el fondo ofrezca esta opción.

Una de las principales diferencias entre los fondos alternativos y otros fondos de inversión es que la normativa no pone límites máximos a las comisiones, y no tienen tantas limitaciones a la hora de invertir. Es por esto que es un vehículo de inversión diseñado para profesionales o conocedores de los activos en los que vaya a invertir el fondo.

 

Tipos de inversión alternativa

En la actualidad existen diversos activos alternativos para invertir, entre los cuales se pueden mencionar la energía renovable, infraestructura, inmobiliarios, entre otros. A continuación mencionaremos algunas de las inversiones alternativas más conocidas:

  • Hedge funds: son fondos que requieren un aporte mínimo muy elevado pero ofrece una amplia gama de activos. Son gestionado por sociedades profesionales como bancos de inversión o gestoras de fondos con libertad de actuación y cobro por resultado obtenido, normalmente usan estrategias no tradicionales. Son productos poco líquidos y que suelen tener un riesgo alto.
  • Private equity: Estos fondos alternativos buscan comprar acciones en empresas no cotizadas para financiarlas y hacer crecer a la compañía. Es un tipo de inversión a largo plazo.
  • Inmobiliario: Es el activo más consolidado dentro de las inversiones alternativas. Están dedicados a la inversión en proyectos inmobiliarios o en títulos de deuda privada respaldados por bienes inmuebles.
  • Alternativos líquidos: Estas inversiones tiene como objetivo diversificar y proteger el capital de los inversionistas mediante instrumentos más líquidos como ETFs y fondos de inversión privados.
  • Renovable: Son activos dedicados a la inversión de proyectos que favorecen al medio ambiente como fuentes de energía alternativa, reciclaje, entre otros.
  • Retorno absoluto: también conocidos como absolute return, buscan conseguir una rentabilidad positiva independientemente de la volatilidad del mercado. Siguen diversas estrategias e invierten en activos muy diversos como renta fija, renta variable, divisas o derivados.
  • Futuros administrados: Esta es una clase de inversión alternativa que comercializan con futuros y con contratos a plazos de activos financieros como pueden ser las divisas, las tasas de interés o también con bienes intangibles
  • Materias primas: En esta clasificación entran todos los bienes que deben ser transformados  para ser consumidos como es el caso del trigo, café, petróleo entre otros.
  • Otros activos alternativos: También existe una amplia gama de activos alternativos como son la inversión en colecciones de artes, sellos, monedas, antigüedades, vino, entre otro.

 

Conclusión

En resumen, los fondos alternativos son todos aquellos que no entran dentro de la clasificación tradicional, no están ligados a las fluctuaciones del mercado, los gestores usan estrategias distintas a las tradiciones y posee poca liquidez.

Recordemos que para poder invertir en un fondo alternativo se necesita un aporte mínimo muy elevado, por esta razón, estos fondos están destinados a personas que ya tengan experiencia o instituciones. A pesar de tener una buena rentabilidad, existe un riesgo considerable por la naturaleza de loa activos en los que invierte, aunque son un vehículo de inversión que es atractivo para muchos profesionales que buscan invertir en otros medios además de en los mercados financieros.

 

¡Sé el primero en comentar!