¿Cómo funciona la economía de un país?

¿Cómo funciona la economía de un país?

La economía es una ciencia que se encarga de regular y administrar la forma en la que se usan determinados recursos para satisfacer las necesidades humanas y desarrollar el crecimiento de un país a través de la producción y distribución de bienes y servicios. Para entender los principios básicos de esta ciencia es necesario que sepamos cómo funciona la economía de un país, a fin de determinar qué actores influyen en ella y en qué consisten los problemas económicos de una nación.

 

¿Cómo funciona la economía de un país?

 

 

¿Cómo funciona la economía de un país?

La economía de un país es fundamental para su desarrollo y la manera en cómo se administre determina su crecimiento y nivel de prosperidad. Esto se debe a que los recursos para satisfacer las necesidades humanas tienen una existencia limitada, como el dinero, los recursos naturales o los alimentos, mientas que las necesidades mismas son ilimitadas, como la alimentación, la vivienda, ropa y calzado, entretenimiento, etc. De manera que la economía se encarga de la distribución de dichos recursos para la cobertura de las necesidades humanas, y si se hace de manera incorrecta genera un desequilibrio que desemboca en problemas económicos tanto para los ciudadanos como para la nación entera.  

La economía de un país, por tanto, hace referencia al sistema circulatorio por el cual se mueven todos los recursos del mismo y que determina cómo sus ciudadanos abordan sus propias necesidades. Dependiendo de las decisiones tomadas por parte de los encargados de dirigir un país y de la administración que hagan de los recursos de la nación, se puede esperar un crecimiento económico, el inicio de un proceso de inflación o incluso una crisis económica que disminuya en gran medida el poder adquisitivo de los ciudadanos.

La economía de un país se basa en la producción de bienes y servicios, a fin de satisfacer las necesidades de los ciudadanos y generar un flujo de dinero a través del comercio de estos. De esta manera, la economía se fundamenta en la relación que exista entre oferentes y demandantes y en la capacidad productiva del país.

 

Ley de la oferta y la demanda

Uno de los pilares fundamentales de cómo funciona la economía de un país tiene que ver con la ley de la oferta y la demanda, una relación que establece la cantidad de bienes y servicios ofrecidos por el mercado contra la demanda de los mismos por parte de los consumidores. El precio final de un producto o servicio está directamente relacionado con esta relación.

La ley de la oferta es aquella que tiene una relación directa con el precio del bien o servicio ofrecido, es decir, a mayor precio mayor cantidad de unidades podrán ser ofrecidas en el mercado. Por su parte, la ley de la demanda establece la cantidad de producto que los consumidores están dispuestos o en la capacidad de adquirir, de manera que cuando el precio de un bien o servicio aumenta, su demanda disminuye. Esta dinámica forma parte esencial del manejo de los precios y, por tanto, forma parte fundamental del funcionamiento de la economía de un país.

 

En resumen, el funcionamiento de la economía de un país se basa en la distribución y producción de bienes y servicios creados a partir de recursos limitados para satisfacer necesidades ilimitadas. Para que dicha relación exista es necesaria una oferta y una demanda de dichos bienes y servicios, proceso que determina los precios y la capacidad adquisitiva de un país.

De esta manera, la economía de un país puede ir en crecimiento, fomentando la producción de calidad y competitiva de la industria para su posterior distribución en el mercado, o puede ser negativa, creando desequilibrio entre la oferta y la demanda, generando inflación o hiperinflación de los precio y reduciendo en menor o mayor medida la capacidad adquisitiva de sus ciudadanos, y por ende, mermando su calidad de vida y la correcta satisfacción de sus necesidades.

 

Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!