Rankia Chile Rankia Alemania Rankia Argentina Rankia Colombia Rankia España Rankia Italia Rankia México Rankia Perú Rankia Polonia Rankia Portugal Rankia USA
Acceder

Jugar Lotería: ¿opción válida o una estupidez?



Existe como casi una Ley escrita en piedra en el mundo de los expertos financieros que dice que jugar lotería es una estupidez o simplemente es de incautos. Este pensamiento tan lapidario está claramente sustentado por los fríos pero siempre honestos números. Como bien dice el popular refrán “los números no mienten”. Sin embargo, no todo es blanco y negro en la vida y veremos que tal vez, no sea tan mala idea jugar lotería.

Analizaremos desde desde un punto de vista objetivo a través de las probabilidades numéricas de ganarse la lotería como hasta los análisis más subjetivos que podrían dar cabida a hacer absolutamente válido jugarla. Vamos a ello!

Un negocio rentable


La lotería en el mundo es un negocio históricamente rentable para quienes organizan los sorteos. Esto porque el modelo de negocio está sustentado en la base de las probabilidades y la gestión del riesgo. Un modelo como el de las compañías de seguros y la industria de los casinos.

Las probabilidades como argumento a un negocio


Parece increíble que los casinos, las compañías de seguros y las empresas de lotería sean de los negocios más seguros y altamente rentables que existen cuando su base está sustentada en la incertidumbre de lo que sucederá (exceptuando el caso de las máquinas tragamonedas de los casinos que están programadas para que la casa siempre gane con una probabilidad ya determinada).

Una compañía de seguros de automóviles desconoce absolutamente si un cliente tendrá la mala suerte de chocar muchas veces y esta tenga que cubrir con mucho más dinero de lo que el cliente pague por la póliza. Eso no lo puede saber, no hay forma de que lo sepa.

Un casino tampoco tiene la posibilidad de saber dónde caerá la bolita en la ruleta por lo que podría arruinarse a largo plazo si tiene “mala suerte” con respecto a sus clientes que apuestan en ella. El casino no tiene forma de saber cómo serán los resultados de las próximas tiradas.

Sin embargo, en ambos casos mencionados (compañía de seguros como el del casino) los dueños de estos negocios no creen en la adivinación ni en la buena o mala suerte. Creen en algo objetivo que termina dándoles la razón a largo plazo; las probabilidades.

Una exquisita gestión del riesgo y unas probabilidades ligeramente a favor son los dos ingredientes que permiten que compañías de seguros como otras (bancos y financieras por ejemplo también entran en la lista) creen verdaderos imperios que se expanden a nivel mundial (por algo nos encontramos con cadenas de casinos o estadios deportivos de compañías de seguros). Este modelo basado en la incapacidad de predecir el futuro (de hecho ni hay necesidad de hacerlo) pero colocando las probabilidades a su favor, es el que utilizan los brokers “Maker markets” (Creadores de mercado) en la para nosotros tan familiar industria del trading.

Pero no me quiero desviar del tema central, “La Lotería”. ¿Qué tienen que ver los bancos, aseguradoras y casinos con jugar lotería?. La respuesta es bastante simple; estamos hablando del mismo modelo de negocio (como mencioné ligeramente más arriba).

Financieros y el argumento


Los financieros como expertos en su área, conocen muy bien el negocio de la lotería y es por ello que concluyen que jugarla no es más que un derroche de dinero que a largo plazo (con el pasar de los años) se convierten en miles de dólares botados por quienes compran boletos para cada juego, semana o mes.

Pero, si hablamos de probabilidades en contra y argumentos objetivos por parte de los expertos financieros, es mejor que no nos quedemos sólo en el discurso y los mostremos. Es por ello que he preparado una tabla con varias loterías importantes a nivel mundial y sus respectivas probabilidades de ganársela.

Lotería
Probabilidad de Ganarla
El Gordo de la Primitiva (España)
1 en 31.625.100 
La Primitiva (España)
1 en 139.838.160
Euro Millions
1 en 139.838.160
Power Ball (USA)
1 en 292.201.338
Mega Millions (USA)
1 en 302.575.350
Super Enalotto (Italia)
1 en 622.614.630
Loto (Chile)
1 en 4.496.388
Baloto (Colombia)
1 en 15.401.568
Lotto Polonia
1 en 13.983.816
Melate (México)
1 en 32.468.436
Kábala (Perú)
1 en 3.838.380
Hatoslotto (Hungría)
1 en 8.145.060
PowerBall Loto Australia
1 en 134.490.400
La Tinka (Perú)
1 en 8.145.060
Kino (Chile)
1 en 4.457.400

Haciendo cálculos del negocio


Con los datos que tenemos podemos jugar haciendo algunos cálculos:

Supongamos que un ciudadano norteamericano juega el PowerBall, el boleto cuesta sólo $2 USD. La probabilidad de ganarse este juego es de 1 en 292.201.338. Esto quiere decir que si nos aseguramos de tener todas las combinaciones posibles para ganarnos el premio, tendríamos que jugar 292.201.338 combinaciones. Si sabemos que cada juego (combinación) tiene un costo de $2 dólares, significa que tener todas las combinaciones posibles nos costaría: 

$2 USD x 292.201.338
-------------------------------------
$584.402.676 USD

Nos costaría $584 millones de dólares (y un poco más), “asegurarnos” de ser el próximo ganador del PowerBall. El problema es que pocas veces el pozo se acumula tanto y lo normal es que los sorteos estén entre los $20 a $100 millones de dólares. Es decir, saldríamos literalmente “desplumados”.

¿Se entiende aquí el negocio?. Si no es así, lo muestro de forma inversa. Si sólo 100 millones de personas juegan un sorteo del PowerBall, significa que la compañía recibiría un total de $200 millones de dólares ($2 x 100.000.000). Y tomando en cuenta que el pozo parte (después de haber un ganador, es decir, en el sorteo que le sigue) en $20 millones de dólares. La diferencia a favor de la empresa de lotería es literalmente brutal. Ese es su negocio!.

En el caso de un juego “más fácil” de ganar como el “Loto” de Chile (el juego más popular y clásico de mi país). Las probabilidades de ganarlo son mucho mayores al PowerBall norteamericano. En el caso del Loto, la probabilidad es de 1 entre 4.496.388. Esto significa que a un costo del boleto de $1.000.- pesos chilenos, para asegurarnos el premio, deberíamos hacer el siguiente cálculo:

$1.000.- CLP x 4.496.388
------------------------------------------
$4.496.388.000.- CLP

Necesitamos gastarnos (o invertir) casi $4.500 millones de pesos chilenos para ganarnos un pozo que parte en los $250 millones y que en promedio anda en $400 millones. Es decir, un gran negocio para “Polla” (así es el nombre de la Empresa estatal de lotería en Chile).

Puedes hacer este ejercicio con todas las loterías de la tabla que muestro más arriba o con la que quieras (sólo necesitas investigar cuál es la probabilidad de acertar todos los números).

Cuando el pozo es mayor al costo de cubrir todas las posibles combinaciones


Seguro que ya algunos astutos habrán pensado lo siguiente; “- Está bien, sé cuanto me cuesta acertar en todas las combinaciones, sin embargo, esto significa que en casos extraordinarios cuando el pozo está acumulado por sobre el costo de cubrir todas las combinaciones, podemos jugarlas todas y ganar seguro”.

Ejemplo: Supongamos que el premio del Loto de Chile está acumulado con un pozo de $5.500 millones de pesos chilenos y sabiendo que el costo para cubrir todas las combinaciones es de poco menos de $4.500 millones de pesos chilenos. Esto significa que podríamos invertir esa cantidad y ganar la diferencia ($1.000 millones más) porque de seguro ganaríamos. Pero tango una mala noticia para ti si pensaste en esa solución. 

El problema es que para que esta fórmula funcione, necesitamos ser los ÚNICOS ganadores, esto quiere decir que seamos los únicos que acertemos a la combinación porque el premio se divide entre los ganadores. Suponiendo que son dos los ganadores, significa que cada uno se llevaría $2.750 millones de pesos chilenos. Suena muy bien sin embargo si para ganar ese premio se invirtieron $4.500 millones de pesos. Al que hizo eso le van a dar ganas de dispararse en la cabeza porque habrá perdido casi $1.750 millones de pesos chilenos (como $2,1 millones de dólares al tipo de cambio actual). ¿Y si en vez de dos ganadores, hay tres? Pues la pérdida sería catastrófica para el que compró boletos para cubrir todas las combinaciones posibles.

Como vemos, los financieros están llenos de razón al criticar el gasto en lotería porque las cifras así lo avalan, sin embargo todo en la vida tiene matices y eso lo explicaré en la conclusión a continuación.

Conclusión: Jugar Lotería ¿opción válida o una estupidez?


Como vimos más arriba, las probabilidades de ganarnos la lotería están en nuestra contra tomando en cuenta cuánto dinero tendríamos que gastarnos para tener las probabilidades a favor. Esto significa que lo más probable, es que con los años gastemos más en lotería que los premios que logremos cobrar en ella.

Entonces ¿es finalmente una estupidez?. La respuesta es NO. Contradiciendo la lógica de los expertos (que objetivamente tienen la razón), existen dos factores que no se están tomando en cuenta y no son cuantificables de ningún modo (al menos no económicamente).

1.- La Fe: Esto puede sonar algo ridículo para los más técnicos pero la realidad es que hay sucesos inexplicables en la vida como personas que se han ganado literalmente la lotería más de una vez (aunque no lo creas, sí existen estos especímenes) o bien hechos increíbles como sucedió en Chile hace unos años cuando un policía (Carabinero le llamamos aquí) se salvó de milagro de un disparo de un delincuente al chocar la bala contra su lápiz metálico que llevaba en el bolsillo de la camisa cuando no traía puesto chaleco antibalas. Sin embargo, para mala suerte del policía, tiempo después el mismo Carabinero muere mientras estaba en la camioneta policial al caer un árbol repentinamente sobre el vehículo terminando con la vida del policía. Qué cosas más extrañas le sucedieron a este carabinero ¿no?. Pero esta historia es absolutamente verídica y puedes comprobarla buscando su nombre en Google: Cabo Héctor Zapata Cuevas.

Sin duda estos sucesos inexplicables desde el punto de vista lógico encuentran explicación en la “Fe”. Esa misma fe alimenta a muchas personas que confían que Dios, la naturaleza, o el universo le puede premiar con el “gordo” y por eso de vez en cuando o constantemente toman un poco de dinero y deciden jugar la lotería. 

Es innegable que muchas veces la suerte le cambia la vida a personas que por diversos factores, no hubiesen podido lograr un nivel de vida como lo hacen al ganarse la lotería.

2.- El entretenimiento: También es válido jugar por entretenimiento. Al fin y al cabo gastarse $2 o $5 dólares, hasta donde sé, no arruina el patrimonio de nadie. Es por ello que si una persona se divierte jugándose de vez en cuando su suerte a través de un boleto de lotería, puede ser un dinero tan válido como ir al cine. Total al fin y al cabo, se hace por  “entretenimiento”.

¿Cuándo no es válido jugar la lotería?


No es válido jugar a la lotería cuando se hace de forma obsesiva, con cada juego porque si juega los tres sorteos de la semana, significa que no es un asunto de fe, sino que está jugando por probabilidades y sabemos que en el juego de las probabilidades, el jugador tiene las de perder y es peor, podríamos estar ante un caso de ludopatía.

En pocas palabras, si se juega en cada sorteo o más de un boleto a la vez, jugar a la lotería es una estupidez, una mala decisión para la mente, el espíritu y el bolsillo.

Como podemos apreciar, no necesariamente jugar a la lotería es sinónimo de estupidez, sino que puede ser absolutamente válido si se juega “la Fe” o lo hace por “entretenimiento” de vez en cuando pero si por el contrario, se vuelve un objeto de obsesión, estamos ante una situación que raya en lo tonto y dañino para un mismo.

Y tú ¿juegas a la lotería?. Yo de vez en cuando lo hago. 

2
¿Te ha gustado mi artículo?
Si quieres saber más y estar al día de mis reflexiones, suscríbete a mi blog y sé el primero en recibir las nuevas publicaciones en tu correo electrónico
  1. en respuesta a Gabrielafpunmapu
    -
    Top 10
    #2
    01/08/22 13:36
    Hola @gabrielafpunmapu

    Gusto en saludarte!

    Nadie se hace pobre por comprar un boleto de lotería. El que por comprar un boleto de lotería se queda pobre, es porque ya es pobre antes de comprarlo.

    Saludos!!
  2. Nuevo
    #1
    18/04/22 12:03
    Muchos se ríen de los religiosos

    Pero comprar juegos de lotería es promover la creación de más millonarios a costa del dinero de los pobres.