INFLACIÓN... ¿Ha llegado para quedarse?

INFLACIÓN... ¿Ha llegado para quedarse?

 
La reciente entrega de IPC en Estados Unidos parece confirmar el temor de muchos, la inflación no sería transitoria, sino que habría llegado para quedarse. Tras el salto que mostró durante el mes de abril, el índice de precios al consumidor vuelve a mostrar un salto importante durante el mes de mayo confirmando lo que podría ser una tendencia peligrosa para la economía americana y para el mundo, ya que los precios no tan solo han aumentado en la 1era economía del mundo, sino que hemos visto un aumento sostenido durante los últimos reportes en China, Japón y Europa, lo que podría obligar a los responsables de la política monetaria a realizar cambios antes de lo proyectado en un escenario de recuperación económica que parece perder el impulso que mostraba durante los últimos 2 trimestres. 

 
Las nuevas solicitudes de subsidio por desempleo vuelven a anotar un registro semanal por debajo de las 400 mil peticiones, lo que evidencia una mejora sostenida en el sector empleo el que en su última entrega se contrae hasta 5.8% (tasa de desempleo). 

El Banco Central Europeo decide mantener su tasa de política monetaria y la compra de bonos sin cambios, manteniendo una política muy acomodaticia con el fin de alcanzar un nivel de inflación en torno a un 2% dentro de un horizonte de proyección en la que parece converger de forma coherente al revisar la dinámica de la inflación subyacente mostrada durante los últimos 2 trimestres. El BCE continuará realizando compras de activos netos en el marco del programa de compras de emergencia (PEPP) por un total de 1.850 millones de euros hasta al menos fines de marzo de 2022. 

El dólar inicialmente ganaba terreno tras la decisión del BCE, no obstante, al conocer el IPC y el posterior discurso de la pdta del BCE, Christine Lagarde, este comienza a perder posición frente a monedas más riesgosas al considerar que la evolución de la política monetaria justifica los niveles actuales de financiamiento los que se extreman en un periodo de aún incertidumbre en torno a la reacción que evidencia la economía finalmente ante la reapertura económica que presentan las economías Europeas y Americanas. 

El mercado de commodities vuelve a mostrar números mixtos al considerar un incremento en las proyecciones de crecimiento para la Zona Euro, las que aumentan a 4.6% para el año en curso, 4.7% 2022 y 2.1% 2023, mientras que la inflación podría alcanzar 1.1% este 2021. La preocupación para el mercado de metales proviene desde China, que continúa mostrando cifras con un menor dinamismo al esperado dando cuenta de un potencial sobrecalentamiento a corto plazo que puede disminuir la compra internacional. 

Gráfico 4H - USDCLP
Luego de conocer el reporte de inflación en Estados Unidos correspondiente al mes de mayo, el que confirma un aumento tras revisar un salto exponencial el mes de abril , el dólar a nivel internacional se aprecia como instrumento refugio al considerar un cambio en la hoja de ruta FED y una pronta disminución en su programa de compra de bonos que junto a las perspectivas positivas para la economía americana al revisar una caída sostenida en la tasa de desempleo, sugieren un escenario más favorable para el dólar a nivel internacional. A su vez conocíamos el reporte semanal de nuevas solicitudes de subsidio por desempleo el que ligeramente decepciona al mercado, no obstante, se evidencia una mejora sustancial y registrando por 2da ocasión valores por debajo de las 400 mil solicitudes durante el mes de junio. 

El escenario favorable para el cruce local se sostiene ante el mayor apetito por dólares producto de la incertidumbre política local, el anticipo del Banco Central por limitar la ayuda debido a la recuperación sostenida de ciertos sectores y la caída que vuelve a mostrar el cobre debido al menor impulso económico que muestra la economía China durante los últimos 3 meses.
Nuestra perspectiva continúa siendo positiva con objetivo a corto plazo en el rango superior del patrón lateral que dibuja desde la 2da mitad del mes de febrero, en torno a $745 pesos por dólar. 

Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!