Rankia Chile Rankia Argentina Rankia Argentina Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia España Rankia España Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder
4 recomendaciones

Es común oír aquí y allí una serie de ideas referente al ámbito del trading que se suelen dar como ciertas y sabidas por todos. Tan obvias que no hace falta darles más vueltas.

O sí. Y es eso precisamente lo que vamos a hacer aquí: ver qué hay de verdad en ellas.

 

A pesar de esto mi idea no es tanto encontrar supuestas falacias escondidas como darle una pensada a ciertos conceptos de una forma amena y de paso, o al menos eso me gustaría, mover a la reflexión.

 

Vamos a comenzar con una bien conocida por todos: el uso del oro como valor refugio.


 

 

Es una idea muy extendida y que puede tener varias motivaciones. Una de ellas puede ser simplemente el uso durante décadas del oro como base del valor de cada moneda nacional, el conocido patrón oro.

 

El oro se presentaba como un valor fijo que da peso a las monedas. Y aún hoy, cuando ya hace mucho que está en desuso no es raro encontrar quien reclama la vuelta a este sistema para acotar situaciones como la crisis actual.

También se suele pensar que es una forma de guardar los ahorros extremadamente fiable. El oro ha tenido un gran valor desde que se tienen registro, y no parece que eso vaya a cambiar ahora.

 

Por otro lado, el oro, como cualquier otro bien. Está sujeto a las leyes de la oferta y la demanda. En un mercado global como el actual es valor del oro fluctúa como puede hacerlo el maíz. Veamos la evolución del precio tal como sale en google finance para su etf GLD:

 

 

Es en este aspecto en el que nos valor a centrar: ¿debemos considerar al oro como un referente estable? o dicho de una manera más completa:

  • Podemos contar con el oro como una manera de afianzar nuestras inversiones en tiempo revueltos.

  • El incremento o decremento del precio del oro se puede usar como indicador del estado de la economía.

  • Si decidimos guardar el dinero debajo de la cama: estará mejor en nuestra moneda local o en lingotes de oro.

 

Vamos con la primera pregunta. ¿Debemos usar el oro como valor confiable ante una caída de la bolsa? Si vemos el gráfico anterior, periodo 2005-2014, El oro ha multiplicado su valor. Desde los $40 iniciales hasta los más $120 actuales. Pero veamos un gráfico comparativo entre el oro y el ETF del SP500:

 

 

Representa el mismo periodo anterior y vemos el cambio de valor de los dos subyacentes en porcentaje. Es cierto que en ocasiones cuando la bolsa baja el oro sube, pero no puede establecerse una correlación, en el año 2010 se produce una subida de ambos.

 

Aunque no hay una clara transferencia de fondos desde el oro a la renta variable en ocasiones si se puede notar una relación, veamos el

último año:

 

 

En este caso la bolsa sube y el oro baja, pero no puede decirse que aunque ambos hechos ocurran al tiempo uno sea la causa del otro.

Vemos otro caso más significativo. La caída del 2008 y su evolución en el 2009:

 


Aunque en un primer momento ambos valores caen a medida que la caída de la bolsa se afianza el oro empieza  a subir. En este caso sí puede haber que hay una transferencia de fondos del uno al otro.

Entonces cuál sería la respuesta a la primera pregunta: el oro puede ser una alternativa a la renta variable en caso de caída pero no siempre.

 

En cuanto a la segunda: es la fluctuación del precio del oro un indicador inverso del estado de la economía. Si atendemos al periodo 2009-2012 en el que la bolsa subió vemos que el valor del oro subió también:

 

 

No parece que sea un indicador confiable. La variación del precio del oro parece estar más influenciado por otras causas que por el estado de la economía.

 

Abordemos la tercera: ¿es mejor guardar lingote de oro en lugar la divisa local de cada uno? Pues depende de tu moneda local, pero en un últimos tres años el oro ha pasado de valer más de $180 a los menos de $130 actuales.

 


Yo me dejaría de lingotes y pensaría en un portfolio de acciones conservadoras razonablemente diversificado por sectores.

 

En fin. Ni como valor refugio, ni como indicador ni como salvaguarda parece tener el oro un papel determinante.

Ahora, no me compares un reloj de oro a uno de acero.


Hasta la próxima

 

  1. en respuesta a Brownehead
    #9
    Theta Positivo

    Si la descorrelación se ve más clara, sobre todo en el caso EDV.

    • Descorrelación

  2. en respuesta a Theta Positivo
    #8
    Fer_cabo

    Muchas Gracias a ti por el post. Opinamos igual... de aquí a 30 años [email protected] [email protected]!

    ;-)

  3. en respuesta a Theta Positivo
    #7
    Brownehead

    Bueno, en la parte de la deuda a corto plazo no es tan importante la rentabilidad como el riesgo crediticio, en la Cartera Permanente se usa deuda gubernamental de buena calificación.

    Por cierto, para la comparativa con el SPY prueba a poner el TLT, o incluso el EDV, que son los que se suelen usar para la Cartera Permanente USA, verás que en los últimos años se ve bastante bien la descorrelación, en especial en el crash de 2008.

  4. en respuesta a Fer_cabo
    #6
    Theta Positivo

    Hola Fer_cabo.
    Primero agradecerte tu comentario. Me ha ha resultado muy interesante leerlo (más que mi propia entrada). Das una visión de conjunto que ayuda a entender la fluctuación de su precio.
    No conocía los sustos de Warren Buffet con el oro, y es que hasta el mejor escribano echa un borrón.
    Y ¿cómo ves la variación cíclica de 30 años que nos ha presentado Ice man?

    1 recomendaciones
  5. en respuesta a Brownehead
    #5
    Theta Positivo

    Yo también creo que es una buena combinación. La dificultad la veo en la selección de la deuda a corto plazo equilibrando rentabilidad y riesgo.

  6. en respuesta a Ice man
    #4
    Theta Positivo

    Hola Ice man.
    Me ha resultado interesante el gráfico sobre la fluctuación del precio del oro.
    Pero es que 30 años son muchos años, y como bien dices rentabilidades pasadas son sólo eso, indicaciones de lo que podría pasar.
    En 30 años pueden cambiar demasiadas cosas y los cambios son cada vez más rápidos.

  7. #3
    Fer_cabo

    El mercado mundial del oro tiene dos caras:

    1) La demanda física del metal (movida en más del 50% por la joyería, casi un 20% ya por las aplicaciones industriales, electrónica, etc. y el resto repartido, con una aportación de demanda de oro físico por los bancos centrales y operadores del mercado (los "Bullion Banks", bancos de inversión en definitiva), que es bastante nimia en comparación con el total.

    De qué depende la demanda de joyería? Pues como no es inelástica, depende del precio: Oro barato => Aumenta demanda. También - aunque no es fácilmente medible- depende supuestamente de la confianza de los hogares en la moneda u otros activos stock de valor y ahorro que proteja su patrimonio contra la inflación y demás peligros. En España durante muchos años, mucha gente de muchos sitios prefierió los sellos al oro como stock de valor. Así somos los seres humanos... a veces.

    La demanda por usos industriales? => Del crecimiento y de los nuevos procesos que utilizan el oro y otros metales (la fabricación de móviles, por ejemplo). Que se lo digan a los chinos! Se han puesto a excavar medio país buscando oro, cobre, plata, pero también tierras raras, carbón (producen el 50% del mundial)...

    2) La demanda especulativa o apalancada: Los ETFs, los futuros sobre el precio del oro, los derivados financieros y productos forward, el Gold-Lease (sí, alquilar oro con opción a compra, con lo que puede alquilarse/venderse varias veces el mismo stock físico, aún a riesgo de que se produzca "overbooking"... )

    En realidad casi nadie tiene lingotes de oro en su casa, sólo títulos que dicen que tiene derecho a una cierta cantidad que no se moverá nunca de alguna cueva o bunker. Como demanda especulativa, este segundo tipo origina grandes volatilidades, es muy sensible al exceso o defecto de liquidez en los mercados de capitales, y es, por naturaleza, difícilmente predecible o correlacionable.

    Bernanke, y ahora Yellen, ambos han dicho que nunca han conseguido hallar ninguna lógica al mercado del oro. No se ha logrado probar correlación ni con la masa monetaria, ni con la inflación, ni con el precio del petroleo, ni con el mercado de divisas, etc.

    Warren Buffet que se ha "salido" del negocio, varias veces escaldado con grandes pérdidas, terminó por decir que el oro era el negocio más ridículo que había conocido: Consiste en excavar grandes agujeros para extraer un metal costosísimo que luego se entierra en otros agujeros o en cajas fuertes.

    Lo que verdaderamente hace del oro un commodity DIFERENTE, es su "ABUNDANCIA RELATIVA". El oro en estos momentos no baja de precio sencillamente porque quienes aún poseen un (enorme) stock del mismo NO QUIEREN VENDERLO. Quién lo necesitaba o quería transaccionar por dinero, ya lo ha hecho => La salida en tromba durante 2013 de los ETFs a las primeras señales del posible TAPERING en USA...

    Sin embargo, hay tal cantidad de oro almacenado e inmovilizado en el mundo - insisto, en bunkers gubernamentales, o en joyeros familiares- que la oferta podría multiplicar por 1000 a la demanda física real actual.

    Y los que no quieren vender, por motivos de lo más variados, simplemente sienten que su riqueza está mejor y más segura en ese metal (o derechos sobre el mismo) que en bonos, acciones, liquidez, cuadros de Picasso o activos filatélico/numismáticos.

    Los que siempre quieren vender oro son las compañías mineras, cuya producción aumenta cada año, como lo hacen sus costes, al tener que buscar el oro cada vez a mayores profundidades y con técnicas más complicadas para amalgamar el oro microscópico (que es prácticamente ya el único que se extrae en términos relativos). El coste medio por onza producida SIN REFINAR está en torno a 1.000 USD, y sobre eso hay que obtener un beneficio además... Si el precio cae por debajo de los costes, se déjà de producir y esto impacta en el precio, como en cualquier otro mercado, pero insisto, la GIGANTESCA OFERTA POTENIAL EN LA SOMBRA proporcionalmente a la producción anual, y los motivos psicológicos para elegir el oro como inversión o acumulador de ahorro (física o especulativamente), pesan mucho más.

    Hay que comprender, que sencillamente, algunas cosas no pueden comprenderse (al menos no fácilmente en sociedades como las nuestras). Eso forma parte del misterio del oro. Después de todo, es polvo de estrellas ;-)

    1 recomendaciones
  8. #2
    Brownehead

    Si buscas descorrelación con la bolsa y estabilidad global en la cartera el oro es un buen candidato, pero no es suficiente: debes añadir bonos. Esta es la base de la Cartera Permanente, que se compone en igual proporción de bolsa, oro, bonos de muy largo plazo y máxima calidad crediticia y deuda de corto plazo (cash). El resultado puedes verlo en el gráfico adjunto, o en mi blog de rankia: https://www.rankia.com/blog/cartera-permanente/

    1 recomendaciones
  9. #1
    Ice man

    El oro históricamente ha mostrado una descorrelación con la bolsa pero a muy largo plazo. Como ejemplo basta con mirar el gráfico del ratio entre el índice Dow Jones y el precio de la onza de oro. Si bien rentabilidades pasadas no garantizan rentabilidades futuras, como suele decirse, es razonable esperar en el futuro un comportamiento parecido. En todo caso destacar que para sacarle el máximo partido hay un ciclo de alrededor de 30 años que pocos inversores estarán dispuestos a asumir. En todo caso si se tiene suficiente carácter para aguantar una caida la bolsa suele recuperarse-
    A mí ya me pilla algo mayor para esperar esos 30 añitos, seguramente ya estaré criando malvas, pero alguna descorrelación temporal menor he pillado que me ha ido bastante bien y tampoco descarto hacerla en el futuro. Porque creer no creo en las meigas, pero haberlas haylas...

    Pongo el gráfico del ratio Dow/Golg

    2 recomendaciones
4 recomendaciones
Escribe aquí tu comentario...