Rankia Chile Rankia Alemania Rankia Argentina Rankia Colombia Rankia España Rankia Italia Rankia México Rankia Perú Rankia Polonia Rankia Portugal Rankia USA
Acceder


Cuando hace ya varios años me inicié en el mundo del trading, como la gran mayoría de casos con los que he conversado de traders ya con sus años sobre las espaldas, esperaba que fuera algo muy fácil, de hecho, inocentemente juraba que era “ridículamente fácil” como me pareció al principio. Sin embargo, la realidad es totalmente distinta.

El objetivo de vivir del trading es un desafío importante, no imposible, pero realmente importante de conseguir. 

Cuando me refiero a “importante”, este término tiene doble significado; el primero es hacer referencia a que es un objetivo difícil pero a su vez destacable y el segundo es que es importante ya que efectivamente hace que quienes lo logran, se conviertan en referentes reales de la actividad como sucede en otras actividades de tal similitud como es el póker.

¿Por qué nombro al póker?


El otro día escuchaba a ZerosPoker (Elías Gutiérrez) quien es un reconocido Youtuber, formador y jugador de póker profesional. Sin duda alguien que ha convertido al póker en una actividad para lograr vivir de ello lo cual lo convierte es una referencia en la actividad.

En el video que estaba viendo, él indicaba las dificultades que tenía un jugador que pretendía vivir del poker, todo lo que pasaba, lo cual psicológicamente y en general, era como estar hablando de las mismas características en dificultad que vive un Trader cuando decide tomar el desafiante camino de vivir del trading.

No me queda duda que luego de escuchar a muchos jugadores de póker profesional en cuanto a las dificultades de la actividad, es que puedo asegurar que si hay una actividad que tiene similitudes tan claras como el trading a la hora de buscarse como forma de vida, ésa es la del póker. 

Este juego de cartas tan popular y que mueve a millones de personas en el mundo tanto en torneos presenciales como en competencias online, es una de las actividades más demandadas por la gente joven en la última década y que al igual que trading, gracias al internet y a los sitios especializados con salas de juego, muchos han buscado vivir de ello, algunos con suerte promedio, otros con mala suerte y que han terminado abandonando la actividad porque los resultados no les han sido favorables y algunos pocos (una minoría porcentual), han encontrado en el póker un camino que literalmente les ha dado una fuente de ingresos que difícilmente lograrían con una carrera universitaria y con condiciones laborales envidiables, por supuesto, comiéndose la incertidumbre del resultado de cada mano en particular y soportando la varianza que al final es lo que les permite ganar a largo plazo con su estrategia.

No quiero entrar de lleno en el artículo a hacer referencia al póker pero sólo como referencia, este juego también contempla el aspecto de azar y a su vez de estrategia donde se debe confiar en la misma a largo plazo para terminar saliendo victorioso en términos de juego y de dinero obviamente.

Con el trading pasa lo mismo. No es posible bajo ningún punto de vista saber si el resultado de una operación será positiva o negativa y se debe apostar por tener un sistema ganador a largo plazo donde la gestión monetaria será la clave de ese resultado soportando al igual que el juego de cartas, rachas duras de pérdidas producto del nivel de varianza.

Ganancias “sin límites”


Tanto en el poker como en el Trading, puedes ganar dinero “sin límites”. Esto suena muy a vendehumos pero tiene una parte verdadera. 

Al ser actividades que dependen del capital y el riesgo dispuesto a asumir, esas ganancias estarán relacionadas a ello, es por esto que un muy buen trader que rente un 30% anual de promedio con un capital de $1.000 USD, sólo ganará $300 dólares al año. Sin embargo, un trader del mismo rendimiento pero con un capital de $500.000 USD, obtendrá $150.000.- USD al año. Una diferencia importante en cifras, sin embargo que sólo son producto de la diferencia de capital con el que cuenta cada uno. Ambos son igual de buenos.

Este ejemplo dado nos da a pensar que si se cuenta con un mayor capital, se podrá ganar más dinero (siempre que se sea un trader rentable por supuesto), lo cual es cierto ya que es una actividad, directamente relacionada con la cantidad de capital que se posea.

Sin embargo, las ganancias “sin límites” tienen una “mentira”. Si bien es cierto, se puede ganar de acuerdo al capital que se ponga en riesgo, para que existan operaciones que se puedan realizar (de compra o venta), se requiere de una contrapartida, en consecuencia si el volumen es excesivamente grande para el mercado en el que se opera, se podría ver perjudicado el rendimiento de la estrategia ya que en algún momento, el mercado dirá que ahí está su límite aunque ese límite en algunos mercados muy líquidos como el de divisas (Forex), puede parecer “ilimitado” para la gran mayoría de los traders minoristas.

¿Se puede ganar más que un empleo normal?


La respuesta es; depende. Lo primero es que se tiene que efectivamente ser un trader consistentemente rentable. Para los que cumplen esta condición, la siguiente es que cuente con un capital para operar (que estén dispuestos a arriesgar) el cual considerando el rendimiento que esperan tener (manteniendo la realidad de sus resultados), sea muy por encima de lo que ganarían en un trabajo convencional. Lo explicaré con un ejemplo:

En un caso de un ingeniero, dependiendo de variables como el área de ingeniería, de su experiencia, cargo, lugar y empresa donde trabaje, su sueldo total (antes de descuentos) en el mercado puede variar en un rango aproximado de entre $1.000.- USD hasta $3.500.- USD en latinoamérica (para agosto de 2022). Esto hablando en sueldo/salario antes de impuestos y descuentos legales de cada país.

Si tenemos un promedio por ejemplo en $2.000.- (antes de descuentos). Podemos decir que un ingeniero en Latam ganaría en promedio $24.000 USD al año.

Si tenemos un trader rentable (que gana más de lo que pierde a largo plazo). Digamos que ese trader renta en promedio un 30% anual. 

Para que ese 30% anual (del ejemplo), supere los $24.000 USD al año, debemos exigirle algo “más” ya que estamos en un entorno de renta variable y no estable como es un ingreso producto de un trabajo convencional. Supongamos que esos $24.000 USD estables producto de una fuente laboral tradicional, sean compensados por unos $30.000 USD de renta variable producto del trading. Esto quiere decir que tenemos que lograr al menos $30.000.- USD al año.

Para lograr esos $30.000 USD con un rendimiento del 30% anual, ya adivinaste cuánto capital se requiere… $100.000 USD. Un capital que no está al alcance de cualquier persona en latinoamérica y que el sólo hecho de tenerlo en mano (o en la cuenta bancaria o del broker), coloca a su poseedor dentro del 10% más rico de la región.

Aquí nos topamos con el principal “problema” del trading. Al ser una actividad que requiere de dinero para ejecutarse, la cantidad del que se disponga, es determinante para vivir de ello y ésta es una de las razones por la cual sólo una minoría lo consigue. Pero por otro lado, si se tiene “mucho” capital (cientos de miles de dólares) y una muy buena rentabilidad, es casi imposible que se pueda igualar un salario con lo que se pueda rentar en los mercados.

Cabe mencionar que di un ejemplo de un trabajador altamente calificado. Hay gente que en el mercado laboral de latam, no aspira a más de $1.000 USD o incluso menos. Es por ello que mientras menos dinero se aspire a ganar mensualmente, menos capital y/o rendimiento en la operativa se requerirá para dedicarse al 100% vivir de esta profesión.

¿Se puede rentar más que un 30% anual?


Se puede rentar más pero esto requerirá de muchas más exposición al mercado, muchas horas frente a la pantalla y aún así, sin garantías de nada teniendo como “mochila” el tener que lograr un rendimiento mucho mayor para compensar el bajo capital.

Viviendo como un Trader Profesional…


Un trader profesional lo es no sólo por el conocimiento basto que tiene en los factores que pueden influenciar en la cotización de precios en el mercado, sino también lo es por el capital con el que cuenta para operar.

Yo conozco traders profesionales que operan con cuentas de cientos de miles de dólares, entonces no requieren de forzar tanto en el rendimiento para poder vivir holgadamente de la actividad y es más. Incluso conozco algunos que ganan muy bien gracias a que realizan muchas operaciones, son rentables obviamente y tienen un muy buen capital

Por ejemplo, un Day Trader profesional que cuente con $500.000 USD y que sea capaz de rentar un promedio de 5% mensual, obtendrá $25.000 dólares mensuales promedio. Si éste tiene gastos de vida de unos $10.000 USD (que ya lo haría vivir como un “Rey”), aún así le sobrarían otros $15.000.- para ahorrar o invertir y hacer crecer más su capital.

El capital es en definitiva determinante para lograr vivir del trading. Una realidad que duele pero es realidad al fin y al cabo.

Conclusión


Para ir cerrando las ideas del artículo. Considero importante considerar estos dos puntos para poder cumplir con el desafío de vivir del trading de forma total:

  1. Ser consistentemente rentable: Si no se es consistentemente rentable, el capital que sea, se va a perder y mientras mayor sea, peor será la pérdida.
  2. Tener un capital acorde al rendimiento: Aunque se sea consistentemente rentable pero si no se cuenta con el capital suficiente para que su rendimiento promedio le permita reemplazar el ingreso que obtendría a través de trabajo convencional (y considerando un delta adicional), no se podrá vivir dignamente del trading y lo mejor será conseguir un empleo y tomar esto como una actividad de ingreso adicional pero no principal.

El desafío de vivir del trading es importante sin duda y al igual como muchos han logrado vivir del póker e incluso construir patrimonio de ello, una gran mayoría queda en el camino con saldos finales de pérdidas dinero, tiempo, ilusiones rotas y con mucha tristeza.

Sin embargo, ni en el poker ni en el trading es imposible lograr el sueño de vivir de la actividad. Si crees en ti, tienes paciencia, te preparas lo suficiente y cumples con todo lo requerido, podrás hacerlo a largo plazo o tal vez ya lo estás haciendo y por ende, entiendes todo lo que he escrito.

Finalmente es importante dejar en claro que lo que se ganará o perderá será proporcional a lo que se arriesgue (y en consecuencia al capital que se disponga) por lo que un Trader profesional puede ganar muchísimo más que un empleo por muy bien remunerado que sea pero de la misma manera cuando las rachas sean malas, las pérdidas serán descomunales para la mayoría de las personas que no están acostumbradas.

Próximamente escribiré un artículo de las dificultades que vivimos los traders día a día y que siempre estarán ahí para recordarnos que es una actividad hermosa pero también compleja y dura en lo psicológico.

Rodrigo Aguila Bahamonde
Rankia Chile


¿Te ha gustado mi artículo?
Si quieres saber más y estar al día de mis reflexiones, suscríbete a mi blog y sé el primero en recibir las nuevas publicaciones en tu correo electrónico
  • Bolsa
  • Trading
  • vivir del trading
Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!