Rankia Chile Rankia Argentina Rankia Argentina Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia España Rankia España Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder
14 recomendaciones

Hola, Buenas Noches: Hace un par de días inicié un pequeño debate sobre la Plata con el rankiano Renon y ya de pasada surgió el "affaire" de los Hermanos Hunt... aunque es una historia un tanto antigua, creo que vale la pena realizar un post sobre uno de los casos más extraños que tuvo relación con la Plata y también con el mundo financiero...

Hasta el día de su fallecimiento, allá por el 2014, Nelson Bunker Hunt, que llegó a ser uno de los hombres más ricos del mundo, negó que él y su hermano conspiraran para arrinconar al mercado mundial de la Plata.

En 1980, Bunker, su hermano menor Herbert y otros miembros del Clan Hunt poseían aproximadamente dos tercios de toda la Plata privada que existía, aunque dicha acumulación histórica no había sido una estratagema para manipular el mercado, de acuerdo a lo que ellos y su equipo legal insistirían a lo largo de los años siguientes. Siempre sostuvieron que fue una estrategia para protegerse contra la voraz Inflación de la década de los 70, pero en el fondo no dejaba de ser una apuesta monumental contra el todopoderoso USD y con ello cavaron su propia "sepultura"...

El pánico del "Jueves de Plata" tuvo lugar el 27 de Marzo de 1980, pero aún sigue planteando dudas más que razonables sobre la naturaleza de la manipulación financiera. Mientras que muchos ven a los Hermanos Hunt como miembros pertenecientes a una larga sucesión de delincuentes de "cuello blanco", desde Charles Ponzi hasta Bernie Madoff, otros los ven como unos tejanos excéntricos que fueron víctimas de unos reguladores y personas vengativas que no aceptaban la humillación de semejantes personajes "sureños"...

Cualquiera que fueran sus debilidades, los Hunt constituían un interesante elenco de personajes. De hecho, se rumoreó que inspiraron la familia Ewings, la ficticia dinastia petrolera de la serie televisiva "Dallas" y que aquellos con más años recordarán.

En la parte superior del árbol genealógico estaba HL Hunt, un hombre que supuestamente compró su primer campo petrolero con los beneficios obtenidos en el Póker y acabó haciendo una fortuna perforando en el Este de Texas. Era un tipo muy raro y sus hijos heredaron muchas de sus peculiaridades.

También tenían fama de tacaños. A pesar de ser uno de los hombres más ricos en la década de los 60, Bunker Hunt (que usaba su segundo nombre), junto con sus hermanos menores Herbert (primer nombre William) y Lamar, cultivaron una imagen de buenos tipos sin mayores pretensiones. Conducían viejos Cadillacs, iban en autocar o tomaban el metro, aunque la realidad es que no estaban exentos de ostentación.

A finales de los 70, Bunker alardeaba de poseer unos 500 caballos y su hermano pequeño Lamar era dueño de los "Chiefs" de Kansas City. Los seis hijos del primer matrimonio de HL (el patriarca de la familia Hunt tuvo quince hijos de tres mujeres antes de que muriera en 1974) vivían en propiedades que correspondían a los vástagos de un multimillonario de Texas. Estos estilos de vida fueron financiados por fideicomisos, pero también por inversiones arriesgadas en Petróleo, bienes raíces y una gran cantidad de productos, como la remolacha azucarera, soja y poco tiempo después... la Plata.

Los Hermanos Hunt también heredaron las inclinaciones políticas de su padre. Un celoso anticomunista, Bunker Hunt financió causas conservadoras y fue miembro destacado de la Sociedad John Birch... En Noviembre de 1963, Hunt patrocinó una campaña política particularmente inoportuna, que distribuyó panfletos alrededor de Dallas condenando al Presidente Kennedy por presuntas ofensas a la Constitución el día en que éste era asesinado. Hay teóricos de la conspiración de JFK que asocian de alguna manera a Hunt con aquel magnicidio. 

De hecho, fue la marca política de Hunt la que explica en parte lo que llevó a Bunker y Herbert a comenzar sus compras de Plata en 1973... Y es que la década de los 70 no fue precisamente buena para el USD...

Años de gasto excesivo en tiempos de guerra y una política monetaria insensible impulsaron la Inflación a niveles muy altos a finales de los 60 y principios de los 70. Luego, en Octubre de 1973, estalló la guerra en Oriente Medio y se declaró un embargo de Petróleo contra los Estados Unidos. La Inflación se disparó por encima del 10% y se mantendría alta a lo largo de la década, alcanzando su punto máximo después de la Revolución iraní en un promedio anual del 13,5% en 1980.

Durante el mismo período de tiempo, el Sistema monetario global experimentó una transformación histórica. Desde la primera Administración de Roosevelt, el USD se había vinculado al valor del Oro a una tasa predecible de $ 35 por Onza. Pero en 1971, el Presidente Nixon, en respuesta a las presiones inflacionarias, suspendió esa relación. Por primera vez en la Historia moderna, el USD de papel no representaba una cantidad fija del metal precioso y tangible en una bóveda en algún lugar...

Para los comerciantes conservadores de productos básicos como los Hunt, que culparon al gasto público por la Inflación y tenían serias reservas sobre la vialidad de la moneda fiduciaria, la estabilidad percibida del metal precioso ofrecía un puerto financiero seguro. Era ilegal comerciar Oro a principios de la década de los 70, por lo que los Hunt recurrieron a la siguiente mejor opción.

Como inversión, la Plata tenía muchos "números"... Los Hunt no eran los únicos que huían hacia el metal precioso en medio de una Inflación galopante y de las turbulencias geopolíticas, de manera que el precio subía. Además, en aquéllos tiempos la Plata era un componente clave en la película fotográfica. Con el crecimiento del mercado de fotografía de consumo, la nueva producción de minas tuvo problemas para mantenerse al día con la demanda.

Y así en 1973, Bunker y Herbert compraron más de 35 millones de Onzas de Plata, la mayoría de las cuales volaron a Suiza en aviones diseñados específicamente y custodiados por manos armadas de ranchos de Texas. Las compras de los Hunt fueron lo suficientemente grandes como para mover el mercado global.

Pero la Plata no fue la única aventura especulativa de los Hunt en la década de los 70 y tampoco fue la única que los metió en problemas con los reguladores...

En 1977, el precio de la Soja estaba aumentando rápidamente. Las restricciones comerciales a Brasil y la creciente demanda de China hicieron de la leguminosa un producto candente. y tanto Bunker como Herbert decidieron ingresar al mercado de futuros en Abril de ese año.

Cuando los Hunt decidieron ir a por el mercado de futuros de la Soja, lo hicieron muy, pero que muy largos. Entre Bunker, Herbert y las cuentas de cinco de sus hijos, los Hunt compraron colectivamente el derecho a comprar un tercio de toda la cosecha de Soja en Otoño de los Estados Unidos.

Para algunos, parecía que los Hunt intentaban arrinconar el mercado de la Soja...

Aún así, cuando la Comisión de Comercio de Futuros de Productos Básicos descubrió que una sola familia de Texas había contratado la compra de una porción considerable de la cosecha de Soja de 1977, no acusaron a los Hunt de manipulación directa del mercado. Sin embargo, señalaron que las "propiedades excesivas de los Hunt amenazan con la interrupción del mercado y podrían causar serios daños al público estadounidense". El regulador ordenó a los Hunt vender y pagar una multa de $ 500.000.

A pesar del desencuentro con los reguladores, los Hunt no fueron disuadidos... Bunker y Herbert se habían relajado con la Plata después de su gran compra inicial en 1973, pero en el Otoño de 1979 volvieron a las "andadas"... A finales de año, Bunker y Herbert poseían 21 millones de Onzas de Plata física cada uno. Tenían posiciones aún más grandes en el mercado de futuros de Plata: Bunker llevaba mucho, unas 45 millones de Onzas, mientras que Herbert tenía contratos por 20 millones. Su hermano pequeño Lamar también tenía una posición más "modesta"...

Para el nuevo año, con cada aumento de Dolar en el precio de la Plata, los Hunt ganaban $ 100 millones en papel. Pero a diferencia de la mayoría de los inversores, cuando vencieron sus contratos de futuros rentables, aceptaron. Como en 1973, hicieron arreglos para que el metal volara a Suiza. Intencionadamente o no, esto ayudó a crear una escasez del metal precioso para el suministro industrial.

Naturalmente, los industriales estaban que "trinaban"... Desde un precio spot de alrededor de $ 6 por Onza a principios de 1979, el precio de la Plata se disparó a $ 50,42 en Enero de 1980. En la misma semana, los contratos de futuros de Plata se cotizaban a $ 46,80. Las compañías cinematográficas como Kodak vieron que los costos se dispararon, mientras que el productor de Cine británico, Iford, se vio obligado a despedir trabajadores... A mediados de Enero, los Hunt controlaban el 69% de todos los contratos de futuros de Plata en el COMEX de New York. Perooooo, en ocasiones todo tiene su "pega" y es que los $ 6,6 mil millones en Plata que los Hunt tenían en la cima del mercado, "solo" habían gastado un poco más de $ 1 mil millones de su propio dinero. El resto fue prestado por más de 20 Bancos y casas de Bolsa.

Al mismo tiempo, el COMEX decidió tomar medidas enérgicas. El 7 de Enero de 1980, la Junta de Gobernadores de la Bolsa anunció que limitaría el tamaño de exposición a futuros de Plata a 3 millones de Onzas. Aquellos en exceso del límite (digamos, por decenas de millones) recibieron hasta el mes siguiente para cumplir. Pero eso era demasiado largo para el Chicago Board de intercambio comercial, que suspendió la emisión de "cualquier" nuevos futuros de la Plata el 21 de Enero.

Como era de esperar, los precios de la Plata comenzaron a caer. A medida que los diversos Bancos y otras empresas que habían respaldado a los Hunt comenzaron a reconocer la debilidad de su posición financiera, emitieron llamadas de margen, pidiendo a los  hermanos que aportasen más dinero como garantía para sus deudas. Los Hunt, incapaces de vender Plata para no provocar pánico, pidieron prestado aún más. A principios de Marzo, los contratos de futuros habían caído al rango medio de $ 30.

Los asuntos finalmente llegaron a un punto crítico el 25 de Marzo, cuando uno de los mayores patrocinadores de los Hunt, el Grupo Bache, solicitó $ 100 millones más en garantía. Los hermanos no tenían efectivo y Bache no estaba dispuesto a aceptar Plata en su lugar, como lo había estado haciendo durante todo el mes. Con los Hunt en mora, Bache hizo lo único que pudo para comenzar a recuperar sus pérdidas: comenzó la descarga de Plata...

El 27 de Marzo, llegó el "Jueves de Plata" y el mercado de futuros de Plata cayó un tercio a $ 10,80. Solo dos meses antes, estos contratos se habían negociado en cuatro veces esa cantidad.

Al final, los dos hermanos Hunt se declararon en bancarrota en 1988, Bunker, que había tenido una fortuna valorada en $ 16 mil millones en la década de los 60, pasó a tener algo menos de $ 10 millones a su nombre, que tampoco estaba mal, perooooo...

Realmente, la historia de los Hunt es sumamente atractiva y larga de contar, así que me he limitado a dar unas simples "pinceladas"... aunque haya dejado de explicar lo que ocurrió después... Es lo que tiene la limitación de tiempo.

Y como punto final, diré que en lo personal opino que los Hunt realmente creían en el valor duradero de la Plata y que "fueron" a por ellos...

Saludos.

 

 

 

  1. en respuesta a Renon
    #3
    Fernandojcg
    Hola, Renon: Muchas Gracias. Tengo pensado hacer una segunda parte, pero no tan extensa, puesto que aproveché el post para recrearme en algunas cuestiones que son ignoradas en relación a los Hermanos Hunt y que una vez se tienen en cuenta dan una mejor "visión" de lo que pudo suceder en ese "affaire"...

    En el próximo post ya enfatizaré en lo que para mí es lo más relevante y también explicaré el final de esta historia...

    Saludos.
    2 recomendaciones
  2. #2
    Renon
    Muchísimas gracias Fernando por este completísimo post. Me has dejado con la miel en los labios en espera de una segunda parte. 

    Felicidades y un saludo´
    1 recomendaciones
  3. #1
    Salva Marqués
    Muy interesante! Gracias por compartir la historia!
    2 recomendaciones
14 recomendaciones
Escribe aquí tu comentario...