¿Qué son y cómo funcionan las tarjetas bancarias?

Hoy en día, es raro encontrar gente que no posea una tarjeta de débito, prepaga o de crédito. Se trata del medio de pago más utilizado en el mundo. Pero a pesar de ello, hay algunas preguntas que nos podemos hacer: ¿Qué son y cómo funcionan las tarjetas bancarias?

¿Qué son y cómo funcionan las tarjetas bancarias?
¿Qué son y cómo funcionan las tarjetas bancarias?


¿Qué son y cómo funcionan las tarjetas bancarias?

Las tarjetas bancarias son instrumentos que emiten las instituciones financieras a favor de sus clientes. Consisten en un plástico rectangular con los bordes redondeados, su dimensión estándar es de 85.60mm x 53.98mm. Normalmente tienen un diseño que va de acuerdo con el banco que la emite y en su parte delantera refleja el nombre del usuario, así como otros datos relevantes como el número de la tarjeta y fecha de vencimiento. 

Las tarjetas bancarias les permiten a sus usuarios hacer pagos a través de puntos de venta y la web, así como retirar efectivo en los cajeros autorizados, lo que puede resultar muy ventajoso, ya que hace pagos de montos exactos y puede gestionar su dinero sin necesidad de manipular efectivo. 

Como su nombre lo indica, las tarjetas bancarias están emitidas por... un banco. Hay otras entidades financieras que pueden emitir sus propias tarjetas, como las Fintech. Pero en este último caso, no serían tarjetas bancarias.

Tipos de tarjetas Bancarias

Existen diferentes tipos de tarjetas bancarias por lo que se presentan a continuación: 
  • Tarjeta de débito: está asociada a una cuenta bancaria de la que se debitan los consumos realizados por el usuario. Permiten la extracción de efectivo a través de cajeros automáticos autorizados y hacer pagos exactos a través de los puntos autorizados. Dependiendo de la entidad bancaria su uso puede generar bonos que se canjean según las condiciones de la entidad.
  • Tarjetas de crédito: las tarjetas de crédito son un instrumento destinado a dar financiamiento a sus usuarios con un interés determinado. Se emiten previa evaluación del historial crediticio y situación económica del posible usuario. Suelen ser ideales para viajar al exterior y dependiendo del emisor tendrá beneficios y descuentos en recintos como restaurantes, hoteles y centros turísticos, así como facilidad para la contratación de seguros de viajes y equipaje, entre otros.
  • Tarjetas prepagadas: son emitidas por instituciones financieras a favor de usuarios que no necesariamente deben tener cuentas o historial crediticio, pues el monto de consumo disponible en la tarjeta dependerá de los depósitos que éste haga. Tienen cargo por concepto de emisión y consumos y suelen ser muy útiles para transeúntes en el país o personas con mal historial financiero.
  • Tarjetas de comercio: son emitidas por grandes cadenas comerciales de la mano de una entidad bancaria o no, y le permiten al usuario financiar compras en sus establecimientos a cambio de un interés, ya que funcionan de manera similar a las tarjetas de crédito.

Ventajas de las tarjetas bancarias

Poseer una tarjeta bancaria nos da la posibilidad de obtener grandes beneficios de acuerdo a sus ventajas:
  • Las tarjetas de crédito permiten cubrir gastos sin necesidad de disponer del dinero, teniendo en cuenta que luego deberán cubrirse montos adicionales por concepto de intereses.
  • Una tarjeta de débito permite disponer del dinero en cualquier momento, dependiendo del saldo disponible en cuenta. Además que se puede retirar efectivo en cajeros a cualquier hora. También evita manejar grandes sumas de efectivo.
  • Las tarjetas bancarias permiten la afiliación de pagos como servicios, lo que le facilita las solvencias al usuario.
  • Se pueden consultar los consumos realizados a través de banca en línea.
  • Brindan un respaldo al usuario ya que puede trasladarse libremente con la seguridad de disponer de dinero a través de las tarjetas bancarias.

Concluyendo un poco la idea, podemos decir que cualquiera de las tarjetas bancarias descriptas en el articulo es un avance hacia la comodidad y el orden de nuestras finanzas.


Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!