blog Fondos Mutuos - AGF
Mejores fondos mutuos y AGF en Chile

El crecimiento de las ganancias supera las valoraciones

Comentario Semanal de Inversiones

Por Richard Turnill, Responsable Global de Estrategias de Inversión

 

Puntos clave

  • Aumentamos la calificación de la renta variable de EE. UU., debido a que se registró un fuerte impulso de las ganancias; como consecuencia, ahora tenemos una posición neutral con respecto a las acciones europeas.
  • Los mercados de renta variable global recuperaron algo de terreno después del colapso de las acciones a principios de febrero y de la caída del índice VIX. La inflación de EE. UU. registró cifras más altas de las previstas.
  • Las actas de la reunión de la Reserva Federal celebrada a fines de enero podrían demostrar cómo puede reaccionar el banco central ante una inflación de EE. UU. mayor que la prevista por el consenso.
     

Actualizamos nuestro punto de vista táctico sobre la renta variable estadounidense y aumentamos la calificación de neutral a sobreponderación. El motivo: El estímulo fiscal inminente está sobrecargando las expectativas de crecimiento de ganancias de EE. UU. Por lo tanto, consideramos la renta variable europea como neutral. El impulso de las ganancias es sólido en Europa, pero queda rezagado con respecto a otras regiones.

 

 

Gráfico semanal inversiones

Aumentamos la calificación de EE. UU. debido a un factor fundamental respaldado por el crecimiento de las ganancias. Una ventaja adicional: Las valoraciones de EE. UU. se ven un poco más atractivas después del colapso del mercado de acciones ocurrido en febrero. La solidez económica ya se encontraba en proceso de modificar el tono del impulso de las ganancias, pero los planes del gasto público y los recortes fiscales impulsaron aún más la tendencia. El gráfico anterior ilustra la aceleración pronunciada de las mejoras de las ganancias de EE. UU., ya que los analistas incluyeron el estímulo. La relación entre las mejoras y las reducciones de las acciones estadounidenses de alta capitalización (la línea naranja) se mantiene en su nivel más alto desde que comenzó la serie de datos en 1988. Las revisiones alcistas son sólidas a nivel global, pero la solidez de  EE. UU. no tiene comparación. Japón es un caso único, ya que las revisiones de ganancias en ese país tienden a ser estruendosas. Observamos que el fuerte impulso de las ganancias estadounidenses continuará en el corto plazo y provocará una mayor rentabilidad.

 

El crecimiento de las ganancias supera las valoraciones

Ya se registraba un sólido impulso del crecimiento de las ganancias estadounidenses antes de que se anunciaran los recortes tributarios y el estímulo fiscal, gracias a una mejora en la economía. El crecimiento de las ganancias para las empresas del índice S&P 500 fue de un 15% interanual en el último trimestre del 2017, y se registró el mayor crecimiento de las ventas desde el tercer trimestre del 2011. Aproximadamente el 60% de las empresas del índice S&P 500 que proporcionaron proyecciones durante la temporada de ganancias del cuarto trimestre superaron lo que los analistas habían previsto para el 2018.  Hubo un factor que alentó a las empresas a presentar pronósticos conservadores pues las acciones que no cumplieron las expectativas de ganancias y ventas se han visto castigadas desproporcionadamente en los últimos trimestres. Para el 2018, las predicciones de ganancias subieron más de siete puntos porcentuales hasta un crecimiento del 19%, ya que los analistas incluyeron las proyecciones corporativas y los beneficios del estímulo.


Las acciones estadounidenses ya recuperaron una gran parte de las pérdidas que registraron a principios de febrero, pero consideramos que los efectos positivos de los nuevos planes de gasto público y recortes fiscales en EE. UU. siguen estando infravalorados por los mercados. Las valoraciones claramente aún se encuentran en el extremo superior de su rango histórico y observamos que hay poco margen para que los múltiplos de renta variable se sigan expandiendo en EE. UU. o en la mayoría de las otras regiones. No obstante, en esta etapa del mercado alcista, encontramos que el crecimiento de las ganancias tiene una mayor relevancia que las valoraciones en un plazo más corto. Estamos transitando el noveno año de una expansión económica inusualmente extensa y, si bien creemos que el ciclo tiene margen para continuar, observamos que en un futuro aumentarán las tasas gradualmente y la inflación subirá moderadamente.


Observamos que el crecimiento de las ganancias por acción (EPS) y los dividendos impulsarán la rentabilidad. Algunas empresas optarán por invertir sus ganancias provenientes de impuestos en la recompra de acciones o en dividendos; otras aumentarán sus gastos de capital. El margen para la actividad de fusiones y adquisiciones adicionales también es extenso. ¿Cuáles son los riesgos? El aumento de la presión inflacionaria podría amenazar los márgenes y la subida de las tasas reales puede provocar múltiplos inferiores. Observamos que las ganancias provenientes de impuestos protegen a las ganancias contra estas fuerzas. Mantenemos una gran convicción en la renta variable en general. Observamos que la renta variable europea tendrá una rentabilidad sólida en el futuro, pero un crecimiento de ganancias bajo en relación con otras regiones limita el potencial de las acciones europeas para tener un mayor rendimiento en el corto plazo. Los mercados emergentes siguen siendo una región favorecida. En EE. UU., nos inclinamos por los factores de impulso y de valor, y las empresas del sector de finanzas y tecnología.


Resumen de la semana pasada

  • Se recuperó la renta variable a nivel global y se aplacó la medición del índice VIX sobre la volatilidad del mercado. El índice S&P 500 recuperó casi un 8% de su valor intradiario bajo en febrero. Las acciones japonesas quedaron rezagadas en la recuperación general, ya que el yen alcanzó su nivel más alto en 15 meses en comparación con el dólar estadounidense (USD).
  • La inflación del índice de precios al consumidor (IPC) de EE. UU. registró un crecimiento sorpresivo tanto en la medición de la inflación básica como en la general; esto provocó que el rendimiento de los bonos del Tesoro de EE. UU. a 10 años alcanzara su cifra más alta en cuatro años y superara el 2,9% por primera vez desde el 2014. Disminuyeron las ventas minoristas de los EE. UU.
  • Se recuperaron los precios de las materias primas de la mano del sector de los metales industriales y los metales preciosos, con la ayuda de un dólar estadounidense más débil. La Agencia Internacional de Energía y la OPEP volvieron a proyectar un aumento de la producción de petróleo en EE. UU. para el 2018. El rand sudafricano alcanzó su nivel más alto en tres años en comparación con el dólar estadounidense después de que renunciara el presidente Jacob Zuma.
     

Panorama global

 
Esta semana
 

  • 22 de febrero - Actas de la reunión del Banco Central Europeo (BCE).
  • 23 de febrero - Índice de Precios al Consumidor (IPC) de Japón.
     

Las actas de las reuniones de la Reserva Federal y el BCE realizadas a finales de enero para debatir sobre las políticas monetarias podrían generar sorpresas en el mercado. La atención estará centrada en la manera en que la Reserva Federal caracteriza la inflación de EE. UU. a medida que se acerca al objetivo impuesto por el banco central. Crecieron las expectativas de los mercados por el aumento de las tasas de la Reserva Federal la semana pasada después de que la inflación general y la inflación básica del IPC superaran el consenso.

 

Ahora los mercados prevén que la Reserva Federal aumentará las tasas un máximo de tres veces este año, algo más acorde con los puntos de la Reserva Federal; las expectativas podrían ser mayores dependiendo de lo que muestren las actas. Podría haber sorpresas ante las actas del BCE dependiendo de la manera en que el banco central caracteriza el ritmo de crecimiento de Europa y los acontecimientos en el mercado cambiario.