¿Por qué ahorran los inversores españoles?

¿Por qué ahorran los inversores españoles?

 

Más del 40% de los españoles tiene la educación de sus hijos entre sus prioridades de ahorro

  • Los inversores de todo el mundo consideran que las mejores oportunidades estarán fuera de sus mercados pero apuestan por opciones conservadoras. 
  • Españoles, italianos y franceses, los europeos con menos confianza en la evolución de la bolsa. 
  • El 64% de los españoles apuesta este año por estrategias conservadoras de inversión. 
  • Los metales preciosos son el activo más prometedor para los españoles en 2013 y durante la próxima década. 
  • Casi la mitad de los españoles cuenta con asesor independiente

Un 66% de los inversores de todo el mundo espera encontrar en 2013 las mejores oportunidades en renta fija y variable fuera de sus propios mercados. Teniendo en cuenta el comportamiento de la bolsa por zonas geográficas, el 28% de los ahorradores cree que Asia reportará los retornos más interesantes. Este mercado también es señalado por un porcentaje ligeramente superior (un 33%) cuando se pregunta por los retornos de los próximos 10 años. Estos datos son algunas de las conclusiones extraídas de un estudio global realizado por la gestora de fondos Franklin Templeton Investments.

La Encuesta de Sentimiento Inversor de Franklin Templeton de 2013 se basa en 9.518 entrevistas en 19 países de Europa, Asia-Pacífico y América, que hablan de su actitud inversora y las expectativas para 2013 y la próxima década.

La jubilación: la principal meta a la hora de invertir

En todo el mundo, la prioridad inversora tiene que ver con la jubilación. Un tercio de las respuestas (un 31%) la señalan como su principal objetivo en 2013. Los más concienciados son los estadounidenses y canadienses (54%). En el polo opuesto está América Latina (18%) y algunas zonas de Asia-Pacífico (29%). En estas dos regiones, la meta más importante es obtener ahorros para comprar una nueva casa (38% en América Latina y 31% en Asia Pacífico).

Con un 12%, Europa se coloca a la cabeza de los que invierten principalmente para conseguir un colchón para casos de emergencia. España destaca, entre todos los países encuestados, por la cantidad de respuestas (un 43%) que señalan como uno de los tres objetivos prioritarios de sus inversiones la consecución de recursos para la educación académica de sus hijos.

Acciones y metales preciosos lideran las expectativas

Las acciones y los metales preciosos son seleccionados por el 21% de los inversores de todo el mundo como los activos que mejor se comportarán en 2013. Sin embargo, los encuestados de los países desarrollados tienen una percepción más favorable de la renta variable. En Australia, Canadá, Hong Kong, Japón, Singapur y EE.UU. confían en que la Bolsa será el activo más interesante este año.

Mirando al futuro, los encuestados esperan que en los próximos 10 años el sector inmobiliario supere al resto de activos. El 22% de los inversores opina que la mayor parte de los retornos vendrá de esta clase de activos. Las acciones y metales preciosos, cada uno de ellos seleccionados por el 19% de los inversores, no están muy rezagados en las preferencias de los inversores. En España, sin embargo, los ahorradores se muestran escépticos con las inversiones inmobiliarias y se posicionan a la cola de Europa al plantearlo como mejor opción. De hecho en el 2013, solo un 4% de los españoles lo ve como la alternativa más interesante, frente al 14% de la media europea. Los españoles que consideran el sector inmobiliario como mejor opción para los próximos 10 años son el 10%, lejos aún del 18% de la media europea.

En España, los activos más prometedores para 2013 y para la próxima década son:

Aunque el 62% de los inversores de todo el mundo cree que el mercado bursátil de su país crecerá en 2013, se muestra preocupado por el riesgo, por eso el 57% de los encuestados reconoce que desarrollará una estrategia conservadora este año. Este porcentaje se eleva hasta el 64% en el caso de España.

“Y es que a pesar de las perspectivas positivas, parece que la prioridad sigue siendo evitar las pérdidas, por encima de buscar retornos más altos”, afirma Ramón Pereira, director de Franklin Templeton Investments para Iberia. “Una de las consecuencias de la volatilidad de estos últimos cinco años ha consolidado la preferencia a mantener el capital frente a las ganancias de las inversiones. En estos tiempos hemos visto que la tendencia a evitar cualquier tipo de riesgo ha llevado a muchos inversores a perder oportunidades. Trabajar con un asesor financiero puede ser la mejor manera de evaluar todos los elementos de la ecuación de rentabilidad y riesgo”, añade.

Wylie Tollette, director de análisis y riesgo de Franklin Templeton Investments declara que “muchos inversores se beneficiarían repensando su concepto de riesgo y enfocándose en el largo plazo. Evitar el riesgo y gestionar el riesgo son cosas muy diferentes. Pretender evitar totalmente el riesgo a corto plazo puede llevar a exponerse inadvertidamente a otro tipo de riesgos como la inflación o el impacto de los tipos de interés. Los factores a largo plazo pueden influir negativamente en la capacidad de cumplir los objetivos financieros”.

Para reforzar la aversión al riesgo, más de la mitad (el 51%) de los inversores albergan la falsa creencia de que sus respectivos mercados nacionales ofrecieran poco o ningún beneficio o cayeron durante el año anterior. En realidad, con un incremento de cerca del 17%, el Índice MSCI World se benefició de los avances experimentados en todos los mercados. España fue una excepción, ya que el Ibex 35 cayó ligeramente durante 2012. Sin embargo, este índice ha subido un 40% desde el pasado mes de julio.

Casi dos tercios de los inversores españoles apuestan por ser conservadores

La encuesta de Templeton muestra que la percepción de los mercados de renta variable por parte de los inversores españoles tiende al escepticismo. Más de un 70% de los encuestados se declara preocupado respecto a la marcha de la Bolsa, lo que les coloca entre los más pesimistas del continente junto a italianos y franceses. El dato explica que casi dos tercios (64%) apueste por estrategias de inversión conservadoras, lo que ha llevado a muchos de ellos a dejar pasar las subidas del mercado bursátil en todo el mundo en estos últimos 9 meses.

Ramón Pereira añade que, “entendemos la necesidad de preservar capital pero observamos que el actual reparto de activos de los españoles deja escapar oportunidades interesantes al sobreponderar activos conservadores.”

Los beneficios de contar con un asesor financiero

A escala global, aquellos que trabajan con un asesor financiero tienen sus inversiones más diversificadas geográficamente, así como una visión más precisa del comportamiento reciente de los mercados bursátiles. Son también los más propensos a identificarse como optimistas respecto a la posibilidad de alcanzar sus objetivos financieros (82%) frente a aquellos que no disfrutan de asesoría (76%)

“Moverse por los mercados globales puede ser complicado. En nuestra experiencia de más de 60 años, los inversores pueden beneficiarse de trabajar con una asesor financiero a la hora de posicionar adecuadamente sus carteras y lograr sus objetivos de inversión”, dice Ramón Pereira. “La encuesta revela la importancia de la educación inversora, especialmente entre los más jóvenes que no han pasado por muchos ciclos económicos y cuyas actitudes son especialmente influenciables por los recientes vaivenes de los mercados”.

Respecto a la búsqueda de asesoramiento especializado, casi la mitad de los encuestados en España (un 47%) cuenta con servicios profesionales independientes. 

¡Sé el primero en comentar!