blog Finanzas y economía
Alternativas de inversión

¿Se acerca una recesión?

Economistas reconocidos e instituciones financieras han mencionado que la siguiente gran recesión será en el año 2020. ¿Es esto cierto? Eventos económicos como la guerra comercial entre China y EE. UU. y los datos de desaceleración global sugieren que sí.

 

La curva de rendimientos.

Esta curva muestra los diferentes niveles de rendimiento a diferentes plazos. En la teoría, los rendimientos de corto plazo deberían de ser más bajos que los de largo plazo, debido al tiempo en el que el dinero va a estar invertido sin poder disponer de él. Sin embargo, en la práctica, se han dado periodos en los cuales los rendimientos se igualan o hasta se revierten.

Los expertos calculan el diferencial de las tasas de los bonos del tesoro de EEUU de 10 y 2 años para observar el spread de los rendimientos, naturalmente, cuando esta nueva curva se aleja del cero, nos indica que la curva tiene un comportamiento normal, cuando se acerca a cero se dice que se comienza a aplanar. Y por otra parte, cuando la curva de los rendimientos cae por debajo del cero observamos que la curva se invierte.

Curva de rendimientos invertida: Indicador de recesiones. Los expertos se preocupan cuando la curva se invierte, ya que se han observado recesiones después de que se observa este fenómeno. Las recesiones económicas globales, como el caso de la crisis inmobiliaria del 2008, se extendió a nivel global y es por esto que se le da constante seguimiento a nivel global.

En la siguiente gráfica se muestra la curva de rendimientos, las partes en las que la curva se vuelve de color rojo refleja que la curva se invirtió y las partes sombreadas de gris muestran las crisis en las que ha caído EE. UU.

La curva de rendimientos sugiere una recesión. Si la curva de rendimiento sigue la tendencia actual, podemos tener por seguro que se invertirá. Considero que de cumplirse la condición de recesión después de este evento económico, la siguiente gran crisis global podría llegar en el año 2021.

 

La incertidumbre del panorama económico actual apunta a una recesión.

Elecciones intermedias en EE UU. Se acercan las elecciones intermedias en EE. UU y Trump ya comenzó a hablarle a su electorado, su discurso sobre el proteccionismo, solo genera incertidumbre dado que el presidente de la economía más grande del mundo a amenazado hasta a la Reserva Federal.

Endurecimiento de la guerra comercial. Un colapso en las negociaciones de las dos economías más grandes del mundo podría traer consigo una serie de impactos sobre la economía global. Las negociaciones entre China y EE.UU. han sido de poca ayuda para calmar la incertidumbre en el mercado después de las recientes amenazas de Trump sobre imponer nuevos aranceles a las importaciones de la Unión Europea por una larga disputa sobre los subsidios para los aviones.

Brexit sin acuerdo. Aunque se acordó otro aplazamiento de las negociaciones, una salida de gran Bretaña sin un acuerdo resulta posible después de que Macron mencionara que no descarta esa opción. De darse este evento, traería consigo un fuerte deterioro en el sentimiento del mercado, lo que implicaría una búsqueda por parte de los inversionistas en activos de refugio.

Incertidumbre podría elevar costos de financiamiento. Los mercados nerviosos podrían volver a aumentar los costos de financiamiento de la deuda de los países altamente endeudados (por ejemplo, Italia) y poner en marcha el llamado "ciclo de perdición" entre los bancos y los países   de la zona del euro.

Datos económicos apuntan a una desaceleración. Recientemente, el Fondo Monetario Internacional (FMI), recortó sus estimaciones para el crecimiento económico mundial para este año. En el siguiente gráfico podemos observar en color rojo los episodios en los que la economía mundial se ha desacelerado.

El FMI estima que este año el crecimiento económico global será de 3.3 y aunque prevé una expansión para 2020 debido a un ajuste de las tasas de los principales bancos centrales ante la ausencia de presiones inflacionarias, también podría darse un periodo más largo de desaceleración debido al daño causado al comercio global.

 

¿Es mala una recesión económica?

En términos generales cuando una economía cae en recesión presenta los siguientes eventos económicos:

  • Disminución de la producción de bienes y servicios
  • Reducción del consumo lo cual reduce la inversión de las empresas.
  • Caída del empleo debido a la reducción de la inversión privada.
  • Disminución de los beneficios de las empresas debido a la disminución de la demanda lo cual, también genera menor inflación.
  • Caída de las cotizaciones bursátiles, por menores beneficios.

Una recesión podría convertirse en el mejor momento para emprender. El estado intenta reanimar la economía mediante estímulos fiscales cuando la economía cae en recesión. Los bancos centrales tienden a reducir las tasas de interés para incentivar la inversión productiva, por lo que se podría convertir en un buen momento para pedir un préstamo al banco o aprovechar los estímulos adicionales que ofrece el gobierno.

Más allá de si llega o no una recesión, cuidar de nuestro patrimonio, es una tarea que deberíamos de trabajar todos los días. Al final del día, a nadie le hace daño tener finanzas sanas.

  1. #1

    Joseluisbustillos65

    Nunca lo sabremos, pero si esto se da, indudablemente será un punto de partida para muchos emprendedores.

Autor del blog
  • Abrahamrg

    Macroeconomista formado en el IPN | Apasionado por los datos duros, los mercados y el aprendizaje constante. | Procuro siempre estar informado sobre lo que pasa en el mundo de las finanzas, economía y la tecnología. | Actualmente aprendo sobre Machine Learning y Big Data. Sigueme en twitter: @Abraham17RG

Envía tu consulta

¿Desea conocer más sobre como te afecta este y otros temas? Sobre esto se trata este blog. | Siempre feliz de leer sus comentarios y debatir con ustedes.