Rankia Chile Rankia Argentina Rankia Argentina Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia España Rankia España Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder

Riqueza y felicidad: ¿Pueden los españoles vencer el pesimismo?

3 recomendaciones

Nos pintan una imagen idealizada de la riqueza, como si ese fuera el fin último de la vida, el secreto de la felicidad.  ¿Será cierto?

En momentos de paro, de escasez, se nota más la falta de dinero y los problemas que quitan la tranquilidad, y sin perspectivas claras, los españoles se han sumergido en el pesimismo.  ¿Cómo podemos ver las cosas para empezar a superar la situación en el ámbito personal?

Pasamos del enfoque biologista que habla de salud como ausencia de enfermedad a entender lo que es el bienestar.

Las necesidades de Maslow

Según el modelo de la pirámide de Maslow, hay 5 estratos de necesidaes humanas.  Una vez satisfechos los dos primeros estratos, ya una persona vive relativamente más tranquila porque tiene sus necesidades fisiológicas cubiertas y un futuro más o menos estable y predecible.  El dinero sólo sirve para estos primeros dos estratos.

La primera excusa para decirnos que la riqueza sí compra la felicidad es compararse con personas que no tienen estos dos estratos satisfechos. 

Una vez cubiertos los dos estratos, ¿cuánta felicidad agrega a esta persona el tener más dinero?  Aparte de las emociones que pueda tener esa persona al ver un número más grande en su saldo de cuenta bancaria, ¿hay alguna otra cosa real que pueda incrementar la felicidad de las personas?

Al final, ser rico es no tener que acordarse de que existe el dinero.  El que no tiene sus estratos bajos de necesidades básicas satisfechas, se acordarán porque no tienen dinero.  Y los que tienen demasiado se acuerdan porque no quieren perderlo.  Dicho de otra manera, tener demasiado dinero puede arrebatar la felicidad. El mismo George Soros una vez confesó que tuvo que ponerse límites, porque hubo una época en la que por estar tan metido en ganar dinero empezó a deteriorar su salud.

¿Acaso el dinero afecta lo social (tercer estrato)?  Aunque la idea de reconocimiento e imagen parece venir con el dinero, en realidad necesitas apartarte de la gente, que ve en tí una billetera andante, y no el ser humano.  El dinero te vuelve paria, te aleja de las personas, o tientan a algunos a hacerte daño (secuestradores y extorsionadores).  La idea de ser VIP implica encerrarte lejos de otros seres humanos.  Mientras vivas la ilusión de reconocimiento e imagen, permanecerás drogado, pero siempre hay quienes despiertan y buscan una relación humana más auténtica, donde el dinero no esté de por medio.

Hay un nivel económico donde los que miran billeteras no se interesarán tanto, y donde no necesitas acordarte del dinero.  Y por eso es que muchos millonarios prefieren estar de incógnito, porque el ciudadano ordinario, el "don nadie" es más libre, y no debe preocuparse por guardar una imagen que si no se cumple hará caer las acciones en bolsa para la empresa de que dirige.  El rico no puede hablar tan libremente como el don nadie, porque los paparazzis no le dejarán en paz.  Ser un don nadie es bendición.  La amistad, dar y recibir afecto, es algo que no asociarías con la riqueza, y el dinero no puede comprar esto

Las personas con gran ego tienen una pobre autoestima, porque el ego es un mecanismo de defensa de la psique. Los pleitos de ego suelen ser amargos y traen mucha infelicidad. Deshacerse del ego es difícil (yo todavía estoy en ello) pero es una tarea que eventualmente hay que cumplir para ser más feliz.

Autorrealización... ¿Acaso la ludopatía permite realizarse como ser humano?  ¿Acaso el videojuego del dunero permite realización?  realmente no.  Al final las personas que buscan trascender, se ven obligadas a ver qué hay más allá del dinero. Es cierto, ver curvas e invertir puede ser muy entretenido, pero más allá del entretenimiento, ¿nos ofrece una manera de vivir plenamente en los estratos altos de la pirámide?

Avaricia: Una forma de hambre

Estar hambriento no es ser ni feliz, ni exitoso.  Se puede ser rico y ser avaro, o ser pobre y ser avaro.  La avaricia no depende de la cantidad de de dinero que tengas.

No voy a tratar la avaricia como pecado, sino como lo que es, desde la perspectiva de la pirámide de Maslow, y su aporte a la felicidad propia y a la de los demás.

La avaricia es una forma insaciable de hambre.  Con la comida, comes hasta donde le quepa al estómago, y si comes en exceso te da malestar.  Pero la cuenta bancaria no tiene límite de suma, los números tampoco, y si alguien tiene hambre, al tener 100 luego quiere mil y al tener mil querrá 10 mil.  Siempre se le puede sumar uno a cualquier número, siempre se puede agregar un cero más.

En realidad la persona avara tiene hambre, un hambre que no puede saciarse.  Es como el hombre sediento que bebe agua salada y tiene más sed.  No hay una cifra que sirva como límite de suma, y los sedientos inventan maneras de agregar más y más sal de deuda al agua. Pero no lograrán saciarse.  Ante nosotros pueden aparentar ser felices, pero en realidad viven muy preocupados por el dinero.  Están esclavizados al dinero.  Al igual que el deleite temporal de los adictos a las compras, los hambrientos de avaricia verán con agrado un aumento en la cuenta bancaria o en los balances, pero la satisfacción es algo efímera.

¿Te enseñaron que dinero es amor?  Eso es tan falso como que la pandilla sea familia.

Por eso es que miramos a los señores Bill Hewlett y Dave Packard, hijos de la crisis, quienes no se dejaron enganchar por la sed insaciable, y eso se refleja en lo que enseñaban.

Set out to build a company and make a contribution, not an empire and a fortune.

The best possible company management is one that combines a sense of corporate greatness and destiny, with empathy for, and fidelity to, the average employee.

A company that focuses solely on profits ultimately betrays both itself and society.

Esto va en contra de la idea de que "hacemos negocios porque somos un negocio, y no damos dinero porque no somos caridad".

¿Realmente ellos no sentían que el dinero fuera el último secreto de la felicidad?  En esa época la gente ordinaria semirural en los EEUU se caracterizaba por familias más unidas y comunidades más unidas, y no existía el gasto social, porque eso significaría que el gobierno cobraría por ayudar a los vecinos, algo que ya ellos mismos hacían.  En otros países también existía.  Pero en la era moderna no comprendemos cómo pudo ser, porque nunca lo vivimos.  Son épocas donde no conocemos al vecino, o al menos no como para hacernos cargo de su viuda y sus hijos, o como para constuir una escuela con dinero de los vecinos.

Hoy la avaricia reemplaza al espíritu de comunidad, y la avaricia hace que ninguna suma alcance, y por eso el mundo tiene recursos para todos, pero no para la avaricia de unos cuantos.  Un hombre hambriento no puede ser una persona feliz, aunque lo aparente.  Eso sí, aclaremos que no es lo mismo tener mucho dinero que ser un avaro.

En Netflix tenemos la teleserie coreana, el jardin secreto, donde indicaba un personaje que en el mundo de la riqueza lo normal es la discriminación y la injusticia, y que en ese mundo, ser VIP significa el privilegio del aislamiento.  Pero según Maslow, somos animales sociales.  ¿Cómo puede el aislamiento ser un privilegio?  ¿Acaso no es más un asunto de estar solo por miedo a recibir daño de los demás o una manera de no sentir el dolor que causa ver a los que sufren con la injusticia y la discriminación?  Algo no está bien con el mundo de los ricos.  ¿Por qué se aislan los ricos?  Porque si bien los ricos piensan mucho en dinero, también los demás y esa es la maldición para los ricos, porque hacen que les busquen más por su dinero que a su persona, a su lado humano.

Los ricos buscan reconocimiento, imagen y dinero.  El problema es que la imagen por definición implica llevar una máscara, porque si no, no sería necesaria la imagen, sino que con la autenticidad pura podrías desenvolverte en el mundo.

La peor cosa que vemos es cuando la gente se pelea por dinero, propiedades, herencias.  Y empeora cuando se trata de familias, agresiones patrimoniales que hacen que la persona pierda momentáneamente todo sentido de pertenencia.  ¿Debes sentir odio?  No.  Debes sentir lástima por ellos, porque no han encontrado su felicidad, pues con el dinero son como el drogadicto que cree que con un porro se va a llevar la felicidad.

Al final lo esencial es satisfacer necesidades básicas, y eso debe defenderse a capa y espada.  Pero hay quienes viven aprisionados por la adicción al dinero, la sed insaciable donde el dinero exterior no puede llenar el vacío interior.

Psicología positiva

Hace años que nos hablan de los problemas de la gente, y la psicología y psiquiatría surgen para tratar de ayudar a eliminar o resolver problemas de los pacientes.   Pero poco se había estudiado acerca de la felicidad, porque se decía que no puede medirse, como si la infelicidad o problemas de los pacientes ya se hubiera medido y cuantificado.  Surge entonces la psicología positiva, que busca estudiar lo que trae felicidad a la gente.  Curiosamente al estudiar la felicidad, el reconocimiento, imagen y dinero no aparecen entre los factores que la ciencia ha descubierto como motores de la felicidad.

La felicidad

La felicidad no es una cosa excluyente, no es algo que tu le quites a otro para tener.  Y por eso es que no sigue las reglas del dinero, por una razón muy simple.  Mientras que en la economía hay una cantidad limitada de dinero, y la pelea por dinero es una cosa de pelear por la escasez, donde lo que uno gana el otro lo pierde, la felicidad funciona distinto, porque en lugar de repartir escasez, se trata de producir abundancia.  Si vives alrededor de personas felices, te contagias.  Si vives cerca de personas infelices, te contagias.  Lógicamente lo mejor es tener gente feliz alrededor.

Si eres feliz, podrás tener paz y repartirla, contagiarla. Aunque tus palabras sean muy precisas, muy reservadas, objetivas o profesionales, si te falta paz, se va a notar.  Tener paz es bueno para hacer negocios, porque facilita hacer tratos, facilita la vida familiar, y te ayuda significativamente a conservar el trabajo y tus relaciones de negocios.

La mitad de la felicidad está en la genética, que hace que para unos sea más fácil que para otros ser felices. 

Una décima parte viene de lo que nos sucede, los eventos externos que afectan nuestras vidas.  No es que esos eventos no sean difíciles, pero las personas se levantan de la adversidad, y parece que la habilidad de ser felices y levantarse rápido es algo que se entrena, como cuando entrenas para hacer piruetas circenses con la bicicleta o para practicar parkour.

Y el resto depende de las cosas que hacemos.  Si miramos el infográfico que nos ofrece Huffington Post (16 Scientifically-Backed Ways To Boost Your Happiness Almost Instantly (INFOGRAPHIC)) en ninguna parte vemos "make money" como actividad.

¿Qué cosas vemos en la gente muy feliz (15 Things Incredibly Happy People Do)?

  1. Convierten errores en lecciones, aprendizaje.  No somos perfectos.
  2. Viven fuera del Internet, en la vida real.  Las empresas reclutadoras pensarán que son gente que no socializa, pero es al revés.
  3. No se hacen una tormenta en un vaso de agua.  Cuando tienen ira, decepción, y ansiedad, no se quedan allí.  Aprenden a soltar las cosas (let go).
  4. Planean "escapadas". Van a otro lugar para cambiar de aire y crear momentos inolvidables.
  5. Dicen gracias, viven agradecidos.
  6. Se toman un recreo de 5 minutos para mover el cuerpo luego de un par de horas de arduo trabajo.
  7. Convierten la lista de las cosas por hacer en un juego.  Se disfruta más así.
  8. Construye relaciones. La amistad importa.
  9. No culpan al pasado. No va a cambiar. Normalmente lo que era ya no es, así que no debería ser motivo de preocupación.
  10. Fingen hasta que se convierten en lo que fingían. Fingías no tener miedo y lograste no tener miedo, por ejemplo.
  11. No esperan a las oportunidades, las crean.
  12. Descansan.  Así están con toda la energía cuando estén despiertos.
  13. Se ponen en movimiento.  Hacen ejercicio.
  14. Son honestos. La honestidad paga, aunque socialmente algunos la ridiculicen.
  15. No se comparan con otros.  Si vas a competir, compite contra tí mismo. Eso ayuda a lograr más.

Dopamina

Los estudios efectuados en relación con actos de compasión con resonancia magnética revelan que estos actos liberan dopamina, la famosa "hormona de las adicciones". 

La mayoría de sus funciones se desarrollan en el cerebro, manejando actividades importantes como el comportamiento, cognición, actividad motora, motivaciones, regulación de la producción de leche, el sueño, el humor, aspectos de la atención, y el aprendizaje.  Es por ello que a la dopamina se le conoce como un neurotransmisor relacionado con  las adicciones, pues drogas como la cocaína, el opio, la heroína, el tabaco y el alcohol liberan esta hormona. - ¿Qué es la dopamina?

Dicho de otra manera, un acto de compasión verdadera, tiene el mismo efecto que consumir drogas, excepto que la compasión no te va a quemar neuronas, ni a dañar el cuerpo, ni te va a crear una farmacodependencia.  Y el resultado es que vas a experimentar la satisfacción que tendría un drogadicto al consumir la droga, pero sin los problemas que ello conlleva.  Los drogadictos deben pagar su tiquete a la droga, pero con la compasión es gratis.  Somos animales sociales, por lo que es entendible que ese acto de compasión sea recompensado por la bioquímica el cerebro. 

Algunos podrían pensar que no tienen dinero para ser compasivos, pero lo cierto es que la mayoría de las veces requiere tiempo, no tanto dinero.  Excepto que se trate de construir una nave espacial interestelar o un elevador espacial que llegue hasta el espacio, lo más caro siempre resultará ser contratar a los especialistas, que son especialistas porque tienen talento.  Y tú tienes talentos, algunos de los cuales se descubren cuando realizas actos compasivos.  No se trata de compasión por lástima, sino actos que ayudan a otras personas a vivir mejor, a crecer, a vivir en paz y sanamente.

El pesimismo en España

Hay una diferencia entre estar triste y ser pesimista.  Un evento te puede entristecer, y puedes pasar unos días o unos meses triste, y será bueno que agotes el combustible de esas emociones, que el tanque de combustible es finito,y cuando se vacía el tanque, te sientes aburrido de sentirte mal y sólo te queda volver a sentirte bien.  El pesimismo es más crónico.

Cuando te sientes pesimista, vives en un estado permanente, te encoges, aumentas tu estrés y desmejora tu postura y tu autoestima, así como tu espíritu para correr riesgos, y lanzarte a conquistar el mundo, te desmoralizas. 

Tal vez creas que tu postura es el resultado de lo que sientes, pero la ciencia ha descubierto que lo que sientes se ve afectado por tu postura, que afecta no sólo lo que sientes, sino los niveles cerebrales de testosterona y cortisol que empujan procesos que te ayudan a salir adelante.

El lenguaje corporal influye en cómo nos ven los demás, pero también puede cambiar en cómo nos vemos a nosotros mismos. La psicóloga social Amy Cuddy muestra como las "posturas de poder" —mostrar una actitud de seguridad, aún sintiéndose inseguro— pueden alterar los niveles cerebrales de testosterona y cortisol, e incluso mejorar nuestras probabilidades de éxito. - VIDEO: Ted Talks: El lenguaje corporal moldea nuestra identidad

¿Tienes miedo de fracasar?  A todos nos da miedo. Pero es bueno postergar el miedo.  Lánzate a lograr, que cuando logres ya tendrás tiempo para expresar todo el miedo que sentiste mientras lo intentabas.  Lograr no es un sprint corto donde ganas o pierdes, ni una maratón imposible, sino una larga colección de desafíos más pequeños, un proceso de prueba y error, porque estás tratando de hacer algo que no habías hecho nunca, y no vas a tener éxito en el primer intento, ni en el segundo, quizás a los 2000 intentos.  Y ahí es donde vemos que la perseverancia es clave.  Vas a tener que pensar TODOS los días "no sé cómo lo voy a lograr, pero voy a...".  Si estás en paro, vas a conseguir el mejor empleo del mundo.  Si en el trabajo estás en el grupo de fracasados, vas a volverte ganador, y lo mejor de todo es que siendo ganador vas a hacer que tu equipo de fracasados sea ganador, porque los vas a arrastrar a todos a la victoria porque las victorias son más sabrosas en grupo. No sabes cómo, pero lo vas a lograr.  Mantén esa idea en tu cabeza por suficiente tiempo, y empezará a dar algunos resultados interesantes con el tiempo.  Será como la semilla que germina en tierra fertil, pero que por un tiempo no asoma aún a la superficie.

Dennis Prager nos dice que ser feliz no es una cosa egoista, sino una obligación moral, porque tu estado de ánimo afecta a los que están a tu alrededor y así como no te gusta estar maloliente e incomodar a otros, tampoco tendrías que estar infeliz, porque es nocivo para otros, especialmente para tus seres queridos.  ¡¡Cumple con tu responsabilidad de ser feliz!!

Dennis Prager talks about one of humanity's biggest pursuits--happiness. It's mentioned in the Declaration of Independence. Therapists and psychologists (and even pharmaceutical companies!) make their careers out of helping people be and feel happy. And we all know that being unhappy, and being around unhappy people, is no fun. Dennis will discuss why happiness, while great for personal and emotional reasons, is far more than a selfish pursuit. It is a moral obligation. Being happy around others is a necessary ingredient of growing up and accumulating friends. No one likes a Moody Mary. Also, more happiness makes for a better world. After all, how many of the world's dictators and tyrants are motivated by happiness? None! So, learn how to be happy and learn why being happy is so important. - VIDEO: Why Be Happy?

Puedes aprender de los pacientes terminales, las quejas que tuvieron, lo que sienten que no hicieron, y puedes tratar de hacerlo.  De eso nos habla Jane McConigal (VIDEO: Los juegos online pueden crear un mundo mejor).  Ella inventó el juego SuperBetter para ayudar a curar gente con un juego que sirve para mejorar la resistencia personal.

La crisis española empujada desde la Unión Alemana conocida como UE, es sólo un 10% de tu felicidad.  ¿Pesimista vitalicio por el 10%?

¿Todavía no sientes razones para ser feliz?  Te daré algunas:

  • Si estás en paro, ejercitar tu felicidad te ayudará a salir del agujero.  Tardarás más si no la ejercitas.
  • Si tienes seres queridos, ser feliz ayudará a mejorar su ambiente.  Ya es suficiente con una crisis como para tener a una persona infeliz alrededor.
  • Si estás enfermo te ayudará a mejorar tu salud.
  • Si reconoces que no estás 100% feliz, eso significa que eres infeliz.  Y como la única manera de salir de la infelicidad es estando feliz, no te queda más remedio que ser feliz, a menos que disfrutes de la infelicidad.

La razón por la que la felicidad está en tus manos es porque está adentro. La crisis y los problemas están afuera. 

Ya vimos que el dinero, reconocimiento e imagen no hacen la felicidad, y que quienes la persiguen viven más apagados que otros que sí buscan la felicidad.  Pero excluyendo esas 3 cosas, quizás no sientes que tienes mucho éxito en la vida.  Te diré que quizás estás menospreciando lo que tienes en la vida.

Para mí el éxito consiste en 3 cosas:

  • No estar en la página de obituarios.  Significa que estás muerto.
  • No estar en la sección de sucesos (crímenes, accidentes).
  • No estar en la página de escándalos.

En materia de sucesos el éxito se subdivide en dos:

  • El éxito en física está en no ser parte de la transferencia de energía.
  • El éxito en química consiste en no ser parte de la reacción.

Y si te reiste pero no sientes que hayas logrado mucho para ser exitoso, lee esto: 20 señales que indican que estas teniendo éxito en tu vida aún cuando sientas que no lo tienes

Si estas en paro no te puedo pedir que te sientas desbordante de felicidad, pero sí te pediré que no pierdas la paz, porque vas a necesitar de tu paz y tu autoestima para ser exitoso en la búsqueda de empleo.

Si no estás en paro, y quieres ayudar a España, promueve iniciativas que ayuden a aumentar el empleo.  El empleo y el salario es el mecanismo de distribución de la riqueza del capitalismo.  ¡¡Se un buen capitalista!!

El futuro de España

La crisis de España es una crisis numérica en una libreta de notas, no una crisis donde los españoles se hayan quedado sin baterías para moverse.  ¿Qué espero yo de España?  Espero que luego de que pase la crisis numérica, los españoles levanten a España como Rusia se levantó para ser superpotencia mundial luego de haber quedado destruida.

Y como en el capitalismo la distribución de la riqueza viene del empleo y el salario, yo esperaría ver el trabajo bien distribuido, así como la riqueza, con una amplia clase media, y no con cargas asimétricas, con unos en paro y otros con Karoshi, que es el ridículo más anticapitalista del planeta.

La vida del trabajador asalariado o sarariiman en Japón es estresante: largas jornadas laborales, pocos días de vacaciones, presiones por la jerarquía de la sociedad vertical, etc. Todo este estrés hizo surgir el fenómeno de la muerte por estrés laboral o exceso de trabajo llamado karoshi. La muerte por estrés laboral o karoshi (過労死) es un peligro para la salud reconocido oficialmente por el Ministerio de Sanidad japonés desde 1987 y que consiste en el aumento de la tasa de mortalidad por complicaciones de salud, como derrames cerebrales o ataques al corazón, debido a un exceso de trabajo y estrés laboral. Según el Ministerio de Sanidad, Trabajo y Bienestar japonés, la muerte súbita de cualquier empleado que trabaja de media más de 65 horas a la semana durante más de un mes puede ser considerada como karoshi. - Karoshi o cómo los japoneses se mueren por trabajar

¿Qué espero yo de los jóvenes españoles?

  • Yo esperaría que la FNB (Felicidad Nacional Bruta) sea usado en lugar del PIB (Producto Interno Bruto) que es sólo una medida de transacciones donde no necesariamente se produjo algo útil para la sociedad.
  • Yo esperaría que los pesimistas entiendan que están perdiendo su tiempo.
  • Yo esperaría que los que hoy tienen dinero estudien la felicidad, y desarrollen la habilidad de ser felices, y se vuelvan adictos a la compasión. 
  • Yo esperaría que los españoles pesimistas entiendan que si Cristobal Colón hubiese sido pesimista, no habría Nuevo Mundo.
  • Yo espero a que los jóvenes construyan una España más feliz.  Deben preparase para gobernar, porque les tocará el día menos pensado.

España como país no está en su mejor forma, y le toca a los españoles levantarla.

España y sus ciudadanos son como un resorte.  Por el momento hay quienes aplastan y parece pequeña.  Pero esa no es la estatura real de los españoles.  En las acampadas demostraron su poder gerencial para mover y organizar.  Fue un gran ejercicio de ejecutoria que fue admirado fuera de las fronteras. 

No porque te metan en una caja pequeña te vas a volver enano.  Los aplastadores no pueden aplastar para siempre y cuando dejen de aplastar veremos a España rebotar.  Sólo esperemos que rebote en la dirección correcta.  Y esa es la tarea de los jóvenes españoles cuando lleguen a gobernar.

  1. en respuesta a Fercanarias
    #4
    Comstar

    Las circunstancias cuentan por un 10% de nuestra felicidad. No lo digo yo, lo dice la ciencia. Contexto mundial muy global eso solo un 10%.

    En un momento dado podemos estar muy tristes y hundirnos, y eso está bien, porque hay que darse el derecho de sentir. Quizas no se vaya a lograr una independencia de Alemania, pero sí podemos ser felices y hacer felices a todos alrededor.
    La felicidad es una habilidad, como jugar ajedrez, levantar pesas, conducir coches de carreras. Se desarrolla ejercitándose. No porque el mundo sea global vamos a dejar de jugar ajedrez.

    El pesimismo si nos puede hacer dejar dejugar ajedrez, y evita que cambiemos ese mundo global. Estando sentados en pesimismo no vamos a cambiar nada.

  2. #3
    Fercanarias

    Buenas.

    De entrada disculpa mi atrevimiento, porque no lo he leído completo y leyendo por encima no está bien sacar conclusiones, pero a día de hoy yo no creo que deba o pueda hablar de España (o cualquier país o región del mundo y sobre todo de Europa) como algo aislado y que tiene en su mano su destino, por así decir, como frase muy de autoayuda. Vivimos un contexto mundial muy global, sobre todo para lo que les interesa a algunos, pero nada global para lo que no les interesa (derechos laborales, impuestos, requisitos medio ambientales, etc, etc) y en el cual nadie es independiente o autosuficiente (por más que algunos se empeñen), con lo que yo creo que el optimismo o pesimismo de España hay que meterlo ya en el saco del optimismo o pesimismo de Europa, de lo que pinta en el mundo, y a su vez en el de el mundo y su devenir.

    Y ahora me aplico y me lo leo todito....

  3. en respuesta a Sasha
    #2
    Comstar

    Enlace de Maslow corregido.

    Dices "Con dinero pero sin tiempo libre sólo puedo acumular dinero para... ¿qué?". Esto es el Karoshi que viven los japoneses. Miras los trenes al final del día laboral y verás gente agotada, que aprovecha el tiempo en el tren para dormir. En esos trenes les miras agolpados y amontonados como si se tratara de camiones de ganado. Pobre trabajo del gobierno japones. Y con Karoshi, están muriendo.

    1 recomendaciones
  4. #1
    Sasha

    Unos cuantos estamos empezando ya a ver qué nos conviene más para ser felices. Yo he descartado (varias veces, y sigo descartándolos porque me siguen llamando sin parar) trabajos que suponían un incremento salarial bastante fuerte, pero una merma en mi tiempo libre y en mi salud. Prefiero el tiempo a tener más ingresos; en el fondo, tengo como para subsistir y ahorrar (a pesar de que mi mujer está en el paro y ya no cobra el subsidio, aunque se está formando bien), pero lo que más anhelo es tener tiempo libre: con éste puedo hacer lo que realmente me plazca, y proyectos para ello ya los tengo. Con dinero pero sin tiempo libre sólo puedo acumular dinero para... ¿qué? Y la salud se resiente en tener un trabajo orientado a lo que me gusta cerca de casa con un buen horario, lo que quita prisas, estrés, evitar perder tiempo y salud en atascos o en masificaciones.

    Creo que soy la envidia de algunos, al menos de mis conocidos ;) Esto me da un poco igual, me basta con verme mejor. Por ahora la cosa va bien. Todo esto me vale para ser algo más feliz cada día. Que de eso va la vida, señores. Dinero hay mucho por ahí fuera, pero la felicidad escasea...

    Y aún así ando mirando en qué tirar plata :D Puro capricho, en el fondo. Aunque son cosas que tengo pensadas desde hace bastantes años, y parece que ahora me decido. P. e. una cámara de fotos. Y no hablo de miles de euros. Ni de coña.

    Por cierto que el enlace a la pirámide de Maslow no funciona.

3 recomendaciones
Escribe aquí tu comentario...